CARTAS AL DIRECTOR

La mala educación

O Carballiño, Ourense 31 AGO 2012 - 00:03 CET

Visto lo visto y desbravado el pálpito, la educación en este país no sirve para mucho o sirve para muy poco.

A los estudiantes se les pide esfuerzo y formación, para después acabar pastando en el pedazo de terreno que ya apunta maneras de quedar yermo. Y los que esfuerzo y formación piden, son los mismos que no la necesitan o no se les exige para trepar y llegar hasta el lugar donde los hilos se atan y desatan.

Estos son los mismos que desde los altares de la política se creen poseedores de la verdad verdadera, cuando al mínimo asomo de la palabra que nos quieren decir quedan expuestos ante la indecencia que de las mismas no consiguen sacudirse. Habitan en el día a día de los favores, de los apretones de manos, de las corbatas y de los brazos que se pasan por la espalda. Donde todo se vende porque todo se compra. Y donde ellos mismos son mercancía, mas en este caso parece que con premio.

Los demás, mientras, a sacrificarse y formarse, porque todo lo necesitan demostrar, aunque las puertas casi siempre o siempre se abran con las mismas llaves.— Manuel I. Nanín.

Otras noticias

Últimas noticias

Ver todo el día

Bragado, con 45 años, tercer mejor español en los Mundiales de Pekín

En su 12º Mundial, Chuso termina noveno en los 50 km marcha

Colau plantea que Barcelona acoja a refugiados de la guerra en Siria

Antía García Barcelona

El consistorio se ha puesto en contacto con ACNUR para plantear las pautas a seguir

Junqueras exige a Mas “hechos” contra la corrupción

Miquel Noguer Barcelona

El líder de ERC pide que Convergència "haga todo el posible para hacer limpio"

EL PAÍS RECOMIENDA

Todo un watergate

Cuando volvió a la ciudad con dos licenciaturas su padre movió los hilos para que tuviese el mejor empleo posible

La mar salada

Un paseo por Barcelona, que en época de caballerías era “patria de valientes”. Don Quijote vivió allí su bautismo bélico

Lo más visto en...

» Top 50


Webs de PRISA

cerrar ventana