CARTAS AL DIRECTOR

Sanidad sin papeles

Las limitaciones en la asistencia sanitaria que se va a prodigar a los inmigrantes “ilegales” a partir de septiembre son difíciles de digerir

Por un lado, no serán los inmigrantes irregulares sino nuestros dirigentes los que habrán logrado que la sanidad española haya perdido definitivamente los papeles. ¿Cómo se puede dejar a una parte de la población sin atención médica porque no tienen documentación en regla? Del mismo modo, podríamos plantearnos por qué dar ayuda sanitaria a países en vías de desarrollo ya que no tienen documentación española o comunitaria. Es incongruente.

Por otro lado, los médicos nos debemos al juramento hipocrático que valdría la pena releer de vez en cuando, el cual nos obliga a la atención del enfermo en cualquier circunstancia, sin distinción. Si los lumbreras que nos gobiernan piensan que vamos a renunciar a nuestro derecho a ejercer nuestra profesión como consideramos, desde un punto de vista ético, están muy equivocados. Vayan pensando de paso que si tenemos a gente enferma dentro de nuestro territorio que no acude a tratarse, porque no pueden pagarlo, podrían generar un problema sanitario epidemiológico real para todos los demás, con consecuencias impredecibles.— Jorge Skibinsky.

 

Otras noticias

IMPRESCINDIBLES

LA CUARTA PÁGINA

No todo vale en las balanzas fiscales

Para conocer la diferencia entre lo que los ciudadanos de una comunidad aportan y lo que reciben hay que calcular el saldo por el método carga-beneficio; confunde quien, como la Generalitat, utiliza el flujo monetario

LA CUARTA PÁGINA

“¿Y Dilma, qué ha conseguido?”

Aunque hay deseo de cambio en la población, la polarización política hace difícil que la oposición gane las elecciones en Brasil. Pero el país está maduro para la alternancia y necesita volver a crecer

LA CUARTA PÁGINA

Las trampas de la consulta

Aunque sabe que la independencia no es mayoritaria en Cataluña, el nacionalismo se empeña en votar sus preguntas para que el mero hecho de hacerlo sea el reconocimiento institucional de su carácter de nación

LA CUARTA PÁGINA

Nostalgia de París

PIEDRA DE TOQUE. A finales de los años cincuenta vivían todavía Sartre, Mauriac, Camus, Breton... Mi más vivo recuerdo son los discursos de André Malraux, grandísimo escritor y un orador fuera de serie

El ébola en Estados Unidos

El actor más poderoso está obligado a intervenir para tratar de atajar la epidemia

Un país que hace su futuro

Es necesario un salto modernizador similar al que dimos en los años ochenta

La política del escándalo

Hacer favores privados con recursos públicos es la esencia de la corrupción

El déficit o cómo asfixiar a las autonomías

La crisis financiera de las comunidades solo se resolverá con una reforma fiscal

Lo que Gibraltar esconde

Reino Unido tiene en el Peñón una gran base militar naval, aérea y de inteligencia

El sistema

Con un pacto entre CC OO y el PP se inició la disparatada gestión de Caja Madrid

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana