CARTAS AL DIRECTOR

Nuevo ataque vía real decreto

El Real Decreto Ley 20/2012, de 13 de julio, de medidas para garantizar la estabilidad presupuestaria y de fomento de la competitividad, contiene unas modificaciones en el subsidio de desempleo para mayores de 52 años que significa un recorte brutal del mismo. No he oído a ningún miembro del Gobierno mencionarlo dentro de los recortes presupuestarios. El decreto cambia sutilmente el nombre del subsidio llamándolo “para mayores de 55 años”, lo que supone reducir tres años la prestación. Pero además contiene ciertas “pequeñas modificaciones” que la reducen aún más: solo se puede acoger el que tenga 55 años en el momento de terminar su prestación por desempleo, cuando anteriormente se podía solicitar al cumplir los 52 años si se había terminado antes la prestación por desempleo; se reduce la cotización a la Seguridad Social del 125% al 100% de la base mínima; el subsidio termina en el momento en que se tenga derecho a cualquier modalidad de jubilación contributiva, normalmente 61 años de edad, cuando antes se perdía el derecho al llegar a la edad de jubilación ordinaria (65 años), lo que significa una reducción de hasta cuatro años y una reducción notable de la pensión de jubilación.

Que el Gobierno no haya explicado este recorte es una falta de respeto a una serie de personas prácticamente excluidas del mercado laboral, pero es aún más incomprensible que no haya habido ninguna mención a este recorte por parte de los partidos de la oposición o los sindicatos. ¿Soy el único que no he leído nada sobre este asunto o es que nadie se ha leído el real decreto?— José Miguel Moreno Faraco.

 

Otras noticias

IMPRESCINDIBLES

LA CUARTA PÁGINA

¿Cada cuánto tiempo hay que regar el PSOE?

Los experimentos democráticos son una gran oportunidad para reconstruir un partido y reconectar con los ciudadanos. Hay que seguir el método de ensayo y error, para beneficio propio y de toda la sociedad

LA CUARTA PÁGINA

¿Qué dicen las cuentas territorializadas?

Dos tercios de los saldos fiscales regionales se deben simplemente a que en los territorios más ricos se pagan más impuestos que en los pobres. Solo en el otro tercio hay indicios preocupantes, pero de magnitud modesta

Señor Juncker: queremos otra Europa

El programa del nuevo presidente de la Comisión es serio, pero le falta ambición

Podemos vivir juntos

El conflicto entre israelíes y palestinos no es político, sino humano

La nueva guerra de los treinta años

No se puede aspirar a resolver la situación de Oriente Próximo, sino a gestionarla

El 'fracking' o la sordera hacia la ciencia

Politizar la investigación de los recursos estratégicos no beneficia a nadie

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana