CARTAS AL DIRECTOR

Legalización de Sortu

La legalización de Sortu ha provocado división de opiniones, como era de esperar. Pero me sorprende la cerrazón con la que se expresa sobre este asunto el Gobierno pues, lo quiera o no, está enviando al olvido el hecho vital de que estamos en un nuevo tiempo, con las debidas cautelas, debido a que ETA ha dejado de matar. Repito, con las debidas cautelas.

Olvidar esto es olvidar a aquellas personas que durante años tuvieron que vivir con una amenaza de muerte; familias que incluso tuvieron que irse del País Vasco. La exigencia a ETA de “pedir perdón” a las víctimas debe hacerse extensiva a esas personas. Si no, es hipocresía.

Mi recomendación a Sortu: cuando yo estudiaba en una escuela técnica (tiempo ha), en un examen el “colega” que se sentaba próximo a la puerta buscó complicidad con unos amigos al otro lado; cuando el tribunal repartió el cuestionario, el colega se lo pasó a los amigos quienes, al cabo de un tiempo, le pasaron una chuleta con las respuestas. Afortunadamente a mí no me llegó la chuleta y aprobé. El tribunal era muy sabio; te aprobaba si veía que tenías ideas claras y te suspendía si percibía que habías copiado; suele notarse. Tenga cuidado Sortu: ha sido aprobado porque sus Estatutos tienen ideas claras, pero el Tribunal lo suspenderá si percibe que sus Estatutos son solo una chuleta de sus amigos del otro lado de la puerta.— Ignacio Rodríguez.

 

Otras noticias

IMPRESCINDIBLES

LA CUARTA PÁGINA

“¿Y Dilma, qué ha conseguido?”

Aunque hay deseo de cambio en la población, la polarización política hace difícil que la oposición gane las elecciones en Brasil. Pero el país está maduro para la alternancia y necesita volver a crecer

LA CUARTA PÁGINA

Las trampas de la consulta

Aunque sabe que la independencia no es mayoritaria en Cataluña, el nacionalismo se empeña en votar sus preguntas para que el mero hecho de hacerlo sea el reconocimiento institucional de su carácter de nación

LA CUARTA PÁGINA

Nostalgia de París

PIEDRA DE TOQUE. A finales de los años cincuenta vivían todavía Sartre, Mauriac, Camus, Breton... Mi más vivo recuerdo son los discursos de André Malraux, grandísimo escritor y un orador fuera de serie

La política del escándalo

Hacer favores privados con recursos públicos es la esencia de la corrupción

El déficit o cómo asfixiar a las autonomías

La crisis financiera de las comunidades solo se resolverá con una reforma fiscal

Lo que Gibraltar esconde

Reino Unido tiene en el Peñón una gran base militar naval, aérea y de inteligencia

El sistema

Con un pacto entre CC OO y el PP se inició la disparatada gestión de Caja Madrid

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana