Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Isacar Marín, el 'blogger' impulsor de las concentraciones por la liberación de Assange

"Vamos a seguir luchando por la transparencia, no nos interesan las leyes, sino que la política se ponga al servicio de los ciudadanos", explica el joven valenciano de 18 años

Isacar Marín (Valencia, 1992) se ha convertido en poco más de tres días en un referente de las redes sociales. El pasado miércoles día 8 su indignación por los ataques a Wikileaks y a Julian Assange le hizo contactar a través de Internet con sus amigos Benjamín Velasco y Borja Tarraso y entre los tres se pusieron a redactar un manifiesto y a alentar concentraciones de protesta frente a las embajadas y consulados de Suecia y Gran Bretaña. "En Madrid y en Barcelona no teníamos a nadie, pero lanzamos un globo sonda y nos respondieron al momento", explica Isacar. Luego se adhirieron a la movilización nuevos internautas de ciudades españolas y casi simultáneamente gente de Argentina, Colombia, Perú, etc.

"Soy yo quien da la cara, porque lo importante es que haya líderes locales", afirma este joven que estudia segundo de bachillerato en la especialidad de Artes en el instituto valenciano de Benicalap, donde forma parte del consejo escolar. "Hay que dejar el mundo de Internet y salir a la calle para que la gente vea que se está violando la libertad de expresión", prosigue Isacar Marín, "vamos a crear un movimiento por la transparencia política". "La detención de Assange ha encendido la mecha y nosotros vamos a poner el combustible", sentencia.

Este joven de mediana estatura, discurso fresco, cabeza amueblada y rasgos todavía de adolescente es hijo único de padres separados, tiene novio y está presente en las principales redes sociales de Internet. Su cabeza bulle. Piensa ya en preparar un nuevo manifiesto, en convocar la siguiente concentración, en montar mesas para recoger firmas para pedir la libertad de Assange y en movilizar a la opinión pública para que los Gobiernos asuman su responsabilidad.

Isacar Marín es joven pero ya ha tenido, como su amigo Benjamín, contacto con la política de partido. Y ambos salieron asqueados. "Mi experiencia fue desastrosa", dice mientras asiente Benjamín, "Los partidos son instrumentos de poder inservibles porque allí no funciona la movilización y no se nos hace caso". En esta batalla por la transparencia y contra el terrorismo de Estado que han iniciado, el joven valenciano cuenta con la ayuda de otros dos jóvenes de 18 y 21 años de Gandia que se han acogido gratuitamente en el servidor de su empresa la página montada por Isacar y sus amigos.

El blogger, que cuenta orgulloso como el contador registra miles de visitas diarias desde que colgaron la página www.freewikileaks.eu el pasado jueves, ha acudido a la primera concentración frente al consulado de Suecia acompañado de toda su familia, incluida su abuela Amparo, que como su madre su madre no ocultan su orgullo por la iniciativa del joven y sus amigos. Isacar está muy unido a su familia, aunque no oculta que tiene un concepto de la política distinto al de su padre, impulsor de una asociación cultural en el barrio valenciano de Instituto obrero para defender las alquerías como patrimonio cultural.

¿Y una vez se consiga la liberación de Assange acabará todo? "No. Su liberación sólo sería un avatar", señala Isacar, "vamos a seguir luchando por la transparencia. No nos interesan las leyes, sino que la política se ponga al servicio de los ciudadanos".

Comenta esta noticia en Eskup | La mayor filtración de la historia | Preguntas y respuestas | Ir al especial