Las bicicletas y las motos, en el punto de mira del nuevo Código de la Circulación

Interior comienza a trabajar en un nuevo texto que se centrará en dar soluciones al tráfico en las ciudades

EL PAÍS Madrid 15 JUN 2010 - 19:50 CET

El Gobierno tiene desde hace meses la vista puesta en las calles como escenario donde se puede avanzar para ganar la batalla a los accidentes de tráfico. En estas vías han descendido los siniestros en los últimos años, pero en menor medida que en las carreteras (33% frente a 45%). Por eso, además de establecer un plan municipal tipo para los núcleos urbanos, el Ministerio del Interior ha comenzado a trabajar en la reforma del Código de la Circulación para adaptarlo al tráfico de las calles españolas, en el que se prestará una atención especial a las motos y a las bicicletas.

Así lo ha revelado esta mañana el titular del Interior en la Comisión de Seguridad Vial del Congreso de los Diputados. Alfredo Pérez Rubalcaba ha asegurado que "hay razones que aconsejan vivamente" esta modificación y ha recordado que el 80% de las víctimas mortales se producen en los accidentes de las carreteras, pero que es en las zonas urbanas donde ocurren el 53% de los siniestros en los que registran víctimas (principalmente heridos).

"Esta política sigue dando buenos resultados, de lo que se trata es de consolidarla y hacer los cambios que la experiencia nos aconseje hacer", ha indicado en relación con el trabajo que viene desarrollando su departamento.

También ha recordado que en lo que va de año han fallecido 687 personas, un 18% menos que en 2009. Según Rubalcaba, el actual texto "no está pensado para la movilidad urbana" y, por tanto, "los ayuntamientos han venido manifestando esa carencia".

"Vamos a proceder a revisar el Código de la Circulación y ahí vamos a intentar introducir normas que permitan, que faciliten, el que la gente pueda ir por ciudades con bicicleta o con moto con más seguridad; normas que nos permitan una mayor convivencia entre el coche, la bicicleta y la moto en el seno de las ciudades", ha manifestado.

Los detectores, en el limbo

El subdirector adjunto de Normativa y recursos de la Dirección General de Tráfico, Javier Villalba, ha reconocido hoy, durante una jornada sobre la nueva ley de Seguridad Vial organizada por la Fundación José Pons y la Fundación CEA, que los detectores de radar se encuentran en "un limbo jurídico" y que la nueva norma no prohíbe su uso. Cosa bien distinta son los inhibidores, que interfieren y anulan la señal emitida por estos aparatos, cuyo uso se ha endurecido con la reforma legal.

Por otra parte, el Consejo General de Enfermería ha presentado hoy un decálogo de actuación ciudadana ante emergencias sanitarias en accidentes de tráfico y "concienciar a las personas de lo que puede suc3eder cuando se encuntren ante un accidente y cuáles son las medidas mínimas que deben tomar".

Otras noticias

Unos agentes regulan el tráfico en el barrio de Las Letras de Madrid. / CRISTÓBAL MANUEL

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana