Cuatro obreros muertos en el desplome de las obras sin licencia de un hotel en Mallorca

Dos de la víctimas mortales son de nacionalidad española y las otras dos de nacionalidad marroquí. -Hay otros cuatro obreros heridos.- La causa del suceso puede estar en las fuertes lluvias

ANDREU MANRESA / AGENCIAS Palma de Mallorca 16 DIC 2008 - 19:34 CET

Cuatro obreros han muerto y otros cuatro han resultado heridos este martes al desplomarse las obras de reforma del hotel Son Moll, en la localidad mallorquina de Cala Ratjada. Dos de las víctimas mortales son de nacionalidad española y otras dos de nacionalidad marroquí, al igual que los heridos. La obra tenía la licencia denegada y había recibido varios boletines de paralización desde principios de noviembre, ha explicado el alcalde de Capdepera, Tomeu Alzina, quien ha añadido que la solicitud de obra para reformar y modernizar el edificio no se ajustaba a los requisitos municipales. Por su parte, una consejera del gobierno balear ha confirmado que lo ocurrido se trata de "una completa ilegalidad".

Los equipos de rescate han finalizado por la tarde la extracción de los escombros de los cuatro cadáveres de los obreros fallecidos, que quedaron atrapados tras el derrumbe, hacia las 8.30, de un inmueble anexo de tres plantas al establecimiento hotelero en el que se estaban llevando a cabo las reformas, ha informado el delegado del Gobierno en Baleares, Ramón Socías. El presidente de la Comunidad, Francesc Antich, ha acudido a la zona acompañado del Delegado del Gobierno.

El Govern balear ha dado por terminadas esta tarde de manera oficial las labores de rescate de víctimas. Tanto el ejecutivo balear como el Parlamento regional han convocado para mañana miércoles un minuto de silencio en recuerdo de las víctimas, acto al que se han sumado los sindicatos UGT y CC OO.

El derrumbe se ha producido en el momento en el que muchos de los trabajadores de las obras habían abandonado el edificio para desayunar en los alrededores del hotel, un complejo de unos 60 años de antigüedad, situado en el número 25 de la calle Tritón y cerrado al público por las reformas. Unos 70 operarios se encontraban presentes en la zona siniestrada en el momento de los hechos.

Fallo en la obras

El accidente se habría producido por el fallo de un refuerzo de las obras. La pared se derrumbó y arrastró consigo dos de los forjados, ha explicado el Consejero de Interior de Baleares, Joan Lladó. Uno de los heridos ha señalado que los trabajadores estaban reforzando la estructura del muro con un injerto, una estructura metálica introducida en la pared para endurecerla, cuando este se ha venido abajo.

Las fuertes precipitaciones caídas en las últimas horas también han podido influir en el desplome del edificio. Mallorca está en alerta naranja por fuertes lluvias, que en la madrugada del martes han provocado el derrumbe de otra vivienda, en la localidad de Muro.

El hotel Son Moll había sido reformado en cuatro ocasiones en los últimos 40 años, de modo que consta de tres tipos distintos de forjados, de hierro, de madera y de hormigón. A las tres plantas originales, le han sido añadidas otras ocho en las sucesivas reformas. Había sido adquirido este verano por el Grupo Serrano, que pretendía convertirlo en un hotel.

La UME parte a la zona

La Unidad Militar de Emergencia (UME) va a enviar a Palma de Mallorca a un total de 20 efectivos para ayudar en las tareas de extracción de agua y contribuir en el rescate de las personas que se han visto afectadas por las intensas lluvias que han caído desde esta madrugada.

Según han informado fuentes militares, la UME actúa con 20 efectivos que se desplazarán hasta las islas desde su base en Bétera, (Valencia). El traslado de los militares se produce por helicóptero, a bordo de una aeronave "Chinook" de las Fuerzas Aeromóviles del Ejército de Tierra (Famet). Se prevé que sobre las 19 horas de esta tarde aterricen en la Base Aérea de Son San Juan en Mallorca, debido a que en los próximos minutos partirá el helicóptero de su base en Colmenar Viejo (Madrid) en dirección a Bétera y allí recogerá a los efectivos de la UME para trasladarlos a Palma.

El Gobierno de Baleares solicitó, a través de Protección Civil, la ayuda de la UME ante las adversas condiciones metereológicas que sufren en las islas. En la Unidad Militar de Emergencias están preparados para enviar más efectivos si el gobierno regional así lo solicitase.

Por otra parte, 130 residentes de una urbanización en la zona de Son Llátzer están siendo evacuados por el Gobierno balear por las inundaciones que están afectando la isla. Han sido llevados a un polideportivo, desde donde serán trasladados a un hotel.

Los miembros de la UME que se trasladarán a Palma, así como los que están en alerta, pertenecen al destacamento BIEM III de la UME que tiene su sede en la Base Militar 'Jaime I 'de Bétera (Valencia). La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) alerta de riesgo importante por lluvias en La Sierra de Tramontana, en Mallorca. Además, los cielos estarán hoy muy nubosos en Baleares con chubascos moderados localmente fuertes y posiblemente con tormentas y granizo y que en Mallorca serán persistentes.

En cuanto a los vientos, la Aemet avisa que soplarán de componente Noroeste en la Península y Baleares y que, en las islas, irán de moderados a fuertes.

Otras noticias

Aspecto del edificio con el anexo derruído que ha atrapado a cuatro obreros esta mañana / EFE

Imagen de una de las fachadas del hotel. / ANDREU MANRESA

El desplome de un hotel en obras sepulta a varios obreros. / AGENCIA ATLAS

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana