Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy apoya al Gobierno en materia de inmigración pero critica su "doble lenguaje"

El líder del PP se alegra de que Zapatero "rectifique" en su política migratoria y asegura que "no le llamará xenófobo" por ello.- Duras críticas al Gobierno en materia económica

Solucionados los problemas internos del PP, la oposición vuelve a la carga en una sesión de control, la de ayer en el Congreso, marcada por dos temas: la inmigración, donde el PP ha apoyado al Gobierno, y la economía, donde Rajoy ha mostrado su lado más crítico.

El presidente del PP, Mariano Rajoy, ha afirmado que su partido "acoge satisfactoriamente" la aprobación de la directiva europea de retorno de inmigrantes ilegales -que prevé un plazo de retención máximo de 18 meses- y celebró que el Gobierno español "rectifique" su política de inmigración.

Rajoy elogió en concreto que el Gobierno quiera modificar la normativa sobre reagrupación familiar "para hacerla más estricta y asimilarla al resto de países europeos". "No le llamaré xenófobo por esto. Es más, le brindaré mi apoyo, porque ni nosotros lo éramos cuando lo proponíamos ni creo que usted lo sea por rectificar ahora", manifestó Rajoy en su intervención en el Pleno del Congreso en el que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, informó sobre la pasada cumbre europea.

El líder de la oposición acusó al Gobierno de usar un "doble lenguaje" sobre la directiva europea de retorno, criticándola en España y apoyándola en el Consejo de la UE. "Eso es lo bueno de las convicciones firmes, que van a todas partes", añadió. Rajoy apostó por una política común de inmigración para la UE, para que un país no pueda tomar medidas unilaterales.

"Medidas cosméticas"

Rajoy, ha acusado a Zapatero de "no gobernar" y de estar "despistado" y en la "cosmética" ante la "crisis económica", en tanto que el jefe del Gobierno ha asegurado que su gran objetivo es seguir apoyando a los trabajadores y a las familias con menos renta.

"No es momento de cosmética y usted está en la cosmética, hasta tal punto de que su vicepresidente económico ha admitido que las medidas son más psicológicas que reales", le ha reprochado. En cambio, Zapatero ha sostenido que su Gobierno ha tomado medidas para afrontar los problemas económicos tanto en la pasada legislatura como en la actual, y ha recordado algunas de las iniciaivas adoptadas en estos últimos meses para paliar las dificultades económicas.

En la sesión de control al Gobierno en el Congreso de los Diputados, Zapatero ha expresado su satisfacción por seguir viendo a Rajoy como líder de la oposición, la única referencia que ha hecho a su reciente reelección como presidente de los populares.