Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las urgencias de La Paz continúan colapsadas

CC OO denuncia que hoy se dan las mismas condiciones de hacinamiento que ayer

A pesar de que el hospital La Paz sostiene que ha puesto en marcha medidas para atajar la sobredosis de trabajo en el servicio de urgencias, CC OO denuncia que la situación sigue igual 24 horas después de que este sindicato denunciara la presencia de camas en los pasillos y hasta en la fotocopiadora.

Ayer, Manuela Hernán, de CC OO, contó 119 pacientes en la planta de urgencias generales, que tiene una capacidad real para 72 enfermos, según datos del sindicato. El jueves a mediodía había 110 personas repartidas por todos los rincones. La Paz ha derivado a nueve pacientes al hospital Gómez Huya, dos a la Cruz Roja y uno al Carlos III, según las mismas fuentes sindicales. Pero estas medidas no sirven, ya que "según salen unos por una puerta, entran otros por otra", subraya la trabajadora. Por la tarde, Hernán ha vuelto a hacer una ronda por el hospital y la situación de hacinamiento, con pacientes en camas por los pasillos y sentados esperando a ser atendidos, era la prácticamente la misma.

Esta web ha intentado de nuevo este viernes hablar con responsables del hospital, a los que no se ha podido localizar. El jueves no accedieron a responder a preguntas de este periódico. En un comunicado, al que se remitieron en todo momento los portavoces del centro médico, la gerencia admitió un "incremento de la afluencia de pacientes" pero negó la mayor, es decir, la acusación de "colapso" del servicio hecha desde CC OO. Además, aseguraban haber tomado "todas las medidas necesarias" para "reforzar la atención y garantizar la adecuada asistencia" a los enfermos.

La culpa, del invierno

Según la versión de la dirección, se trata de una "situación puntual" cuyo responsable es el invierno. Manuela Hernán sonríe cuando se señala a semejante culpable. "La gerencia habla de un pico por la gripe y eso es mentira. En Urgencias hay muchos ancianos y por enfermedades de todo tipo". En cuanto al reforzamiento del personal -la nota del centro aseguraba que "se ha reforzado ya la plantilla relativa al personal médico y de enfermería" pero no precisaba ninguna cifra-, la representante de CC OO ha señalado que "en ningún momento" se ha incrementado el número de trabajadores del servicio.

"Hoy había tres enfermeras, igual que ayer, y 11 auxiliares. Ayer había sólo siete celadores y hoy eran todavía menos", ha añadido. Este viernes, Cuatro ha emitido un vídeo en el que se constata esta denuncia, muy similar a las imágenes publicadas en este periódico. La situación no parece ser mejor en el resto de los hospitales. En un recorrido por cinco grandes hospitales de Madrid -La Paz, Ramón y Cajal, Clínico, 12 de Octubre, Gregorio Marañón y Puerta de Hierro- un equipo de redactores de EL PAÍS constató que los pasillos albergan de forma habitual filas de camas que los convierten en una habitación más, informa Pilar Álvarez.

La presidenta de la asociación Defensor del Paciente, Carmen Flores, ha exigido al consejero de Sanidad, Juan José Güemes, "medidas urgentes" para paliar la "grave situación" que, en su opinión, atraviesan las urgencias hospitalarias de la Comunidad de Madrid. Según esta entidad, las "deficiencias" que afectan a las urgencias de los hospitales públicos son especialmente "preocupantes" en La Paz, Ramón y Cajal, Clínico San Carlos, Doce de Octubre y Gregorio Marañon, que sufren "la falta de intimidad" de los pacientes, la escasez de camas y de personal médico-sanitario y el hecho de que los enfermos estén "revueltos", al no tenerse en cuenta las distintas patologías que sufren. "Esperamos que impere el sentido de responsabilidad", añade Flores.