Mohamed VI "condena" y "denuncia" la visita "lamentable" de los Reyes de España a Ceuta y Melilla

El monarca marroquí considera el viaje "un paso contraproducente" que "ataca las sensibilidades" de su pueblo.- "Hay que hacer que las autoridades españolas asuman su responsabilidad" por este "acto nostálgico de una era sombría y superada", añade

EFE Melilla / Madrid 6 NOV 2007 - 20:07 CET

Miles de personas, con banderines y fotografías de los reyes, se han concentrado en la ciudad autónoma para recibir a Don Juan Carlos y Doña Sofía. / AFP

El Rey Mohamed VI de Marruecos ha manifestado hoy, mediante un comunicado oficial, su "condena" y "denuncia" de la visita "lamentable" de los Reyes de España a las ciudades autónomas españolas de Ceuta y Melilla. El monarca marroquí califica la visita real de "paso contraproducente" que "ataca los sentimientos patrióticos sólidamente arraigados entre todos los componentes y sensibilidades del pueblo marroquí".

En un comunicado distribuido por la agencia marroquí MAP, Mohamed VI califica la visita real a las ciudades autónomas españolas de "acto nostálgico de una era sombría y decididamente superada". La declaración se ha producido una hora antes del discurso oficial del rey con motivo del 32º aniversario de la Marcha Verde en el Sáhara en el que se conmemora "la recuperación de Marruecos de sus provincias del sur" que hasta ese momento eran colonia española. Sin embargo, el monarca alauí ha evitado mencionar el asunto en este discurso y se ha centrado en la posición de su país respecto a la negociación acerca del Sahara Occidental -que Marruecos administra

desde que se anexionó el territorio en 1975-, insistiendo en que "no aceptará otra cosa que no sea la autonomía".

Antes, según el texto del comunicado, Mohamed VI ha destacado la necesidad de "hacer que las autoridades españolas asuman su responsabilidad en cuanto a las consecuencias (de la visita) que podrían poner en peligro el futuro y la evolución de las relaciones entre los dos países".

Mohamed VI afirma que la visita constituye una "flagrante falta de respeto por parte del Gobierno español de la letra y el espíritu del Tratado de Amistad, Buena Vecindad y Cooperación de 1991".

La visita real

Don Juan Carlos y doña Sofía han concluido hoy en Melilla su visita oficial a las dos ciudades del norte de África. Al igual que ocurriera ayer en Ceuta, miles de personas han aclamado este martes a los Reyes en Melilla, donde han sido recibidos entre vítores y gritos de "viva España". Las banderas españolas han inundado el recorrido de la comitiva real, a través del Barrio del Real y el Paseo Marítimo hasta la Plaza de España, donde don Juan Carlos ha recibido la Llave de Oro de la ciudad, agradeciendo "la lealtad y afecto a la Corona" de todos los melillenses.

"Melilla os quiere, Melilla os adora, que se entere todo el mundo que Melilla es española" ha sido uno de los cánticos más escuchados a la llegada de los Reyes. Como los ceutíes, los melillenses también han querido aprovechar la visita real para reafirmar su españolidad ante las reclamaciones marroquíes sobre ambas ciudades autónomas. Los 30.000 ciudadanos, según las autoridades, que han recibido a los Reyes, muchos de ellos provistos de banderas españolas, han coreado consignas como "viva el Rey", "viva España" o "ole, ole, ole, somos españoles".

Don Juan Carlos y doña Sofía han aterrizado en el aeropuerto de Melilla hacia el mediodía y se ha dirigido al Palacio de la Asamblea. Allí, el presidente de la ciudad autónoma, Juan José Imbroda, ha entregado la Llave de Oro de Melilla al monarca. Durante su discurso, el Rey ha expresado su compromiso y deseo de visitar Melilla, por primera vez en 32 años de reinado: "No podía dejar más tiempo sin venir para expresaros nuestro afecto y apoyo". Con esta visita, el monarca completa el mapa de España desde el comienzo de su reinado.

"Como Rey que se debe a todos los españoles, tenía contraído el compromiso de visitar Melilla junto con la Reina. Un compromiso al que se unía un profundo deseo", ha añadido, reiterando así el mismo apoyo que ayer dio a Ceuta, que también visitó por primera vez desde que accedió al trono. En ambos casos, es la primera visita de un monarca desde el reinado de Alfonso XIII, hace más de 80 años.

Don Juan Carlos, sin hacer referencia expresa a Marruecos, ha destacado además que España es "un país abierto y solidario" que "desde el respeto mutuo cultiva relaciones de sincera amistad con sus vecinos y de intensa cooperación a escala internacional".

La visita real se ha cerrado con un almuerzo institucional en el que han participado unos 400 representantes de la sociedad melillenses, desde políticos y empresarios a miembros de las diferentes comunidades religiosas. Con todo, a la salida, decenas de personas han vuelto a enarbolar sus banderas españolas, y otras tantas se han congregado en las inmediaciones del aeropuerto

Otras noticias

Don Juan Carlos y doña Sofía saludan desde el balcón del ayuntamiento. / ATLAS

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana