Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La ley de Memoria Histórica obligará a los ayuntamientos a retirar los símbolos franquistas

La nueva redacción también prevé sanciones para instituciones privadas que no retiren sus símbolos sin justificación

El Gobierno está negociando con todos los grupos una última propuesta de la ley de Memoria Histórica que da un vuelco a la política sobre símbolos franquistas. La ley ya no se refiere sólo a los edificios de titularidad estatal, que deberían retirar cualquier símbolo, sino a todas "las administraciones públicas, en el ejercicio de sus competencias", esto es, incluye a los ayuntamientos y comunidades autónomas. Es mucho más precisa en la exigencia de retirar todos los símbolos y además compromete al Ejecutivo a realizar un inventario de todos los símbolos franquistas para su retirada.

Además, tiene una mención para que las instituciones privadas que se nieguen a retirarlos de manera injustificada (lo que podría incluir las placas de "Caídos por Dios y por España" en las iglesias) puedan dejar de recibir fondos públicos. "Las Administraciones públicas, en el ejercicio de sus competencias, tomarán las medidas oportunas para la retirada de escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la represión de la Dictadura", dice el último borrador del texto.

La ponencia discutirá esta tarde esta y otras modificaciones de la ley, incorporadas en especial por IU-ICV, PNV y CiU. Aunque este último no quiere dar por cerrado el acuerdo, varias de las modificaciones obedecen a sus peticiones, como por ejemplo la de incluir a los "jurados" como uno de los organismos represores durante la Guerra Civil, y a las "creencias religiosas" como motivo de represión, para hacer así mención a los asesinatos de ciudadanos católicos en zona republicana llevada a cabo por grupos de descontrolados.

Símbolos en España

Los signos de exaltación del franquismo permanece en numerosas calles y edificios públicos y no todos los ayuntamientos están dispuestos a retirarlos. He aquí un listado de algunos de esos vestigios.

- Andalucía. El Ayuntamiento de Sevilla mantiene la calle de Carrero Blanco y los monolitos de Alférez Provisional y Marineros Voluntarios y el ayuntamiento, en manos socialistas, no tiene intención de retirar los monumentos ni cambiar el nombre de las calles. El Ayuntamiento de Málaga, del PP, no tiene ningún inventario de los símbolos franquistas que quedan en la ciudad, aunque si la ley lo pide lo hará, ya que quedan vestigios "anecdóticos".

- Galicia. El alcalde de A Coruña, Javier Losada, se limitó a garantizar el cumplimiento de la ley. Hay en la capital gallega arterias bautizadas como Generalísimo, Caídos, División Azul o Sanjurjo, una estatua a Millán Astray, fundador de la Legión, e innumerables placas o escudos franquistas. En Ferrol, ciudad natal de Francisco Franco, todavía perviven semiocultos varios símbolos pese al empeño del ejecutivo local (PSOE-IU) de eliminarlos. Hasta hace una semana, una vidriera preconstitucional presidía la entrada al Ayuntamiento. Ahora se estudia retirar la Cruz de los Caídos de la plaza de Amboage.

- C. Valenciana. La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá (PP), manifestó su rotundo rechazo a la futura ley, aunque asegura que acatará la ley. Hay escudos en la sede de Capitanía General y de dos colegios públicos.

- Cataluña. En uno de los fosos del castillo de Montjuïc pervive un monumento con el yugo y las flechas, que el Ayuntamiento de Barcelona quiere eliminar. La capital catalana ha retirado la mayor parte de la simbología, todavía visible en viviendas sociales y edificios militares.

- Canarias. Santa Cruz de Tenerife, gobernada por Coalición Canaria y PP, concentra muchos símbolos franquistas. Su arteria principal es la Rambla del General Franco.

- Aragón. El Ayuntamiento de Zaragoza (PSOE-Par) avanzó que los símbolos se suprimirán "en cuanto la ley lo obligue" y siempre buscando el máximo consenso político y vecinal.

- Madrid. El Consistorio no aclaró si eliminará los nombres franquistas. El alcalde, Alberto Ruiz-Gallardón, siempre ha eludido pronunciarse al respecto.

Así queda el artículo 15

Símbolos y monumentos públicos

1. Las Administraciones públicas, en el ejercicio de sus competencias, tomarán las medidas oportunas para la retirada de escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la represión de la Dictadura. Entre estas medidas podrá incluirse la retirada de subvenciones o ayudas públicas. Lo previsto en el párrafo anterior no será de aplicación cuando las menciones sean de estricto recuerdo privado sin exaltación de los enfrentados o cuando concurran razones artísticas y arquitectónicas protegidas por la ley.

2. El Gobierno colaborará con las Comunidades Autónomas y las Entidades Locales en la elaboración de un catálogo de vestigios relativos a la Guerra Civil y la Dictadura a los efectos previstos en el apartado anterior.

3. Las Administraciones Públicas podrán retirar subvenciones o ayudas a los propietarios privados que no actúen del modo previsto en el apartado 1 de este artículo.

Más información