Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

"Ese pecho no es mío"

Keira Knightley admite que el seno que insinúa en el nuevo anuncio de Chanel no es suyo

La actriz Keira Knightley ha admitido que las curvas de las que hace alarde en el anuncio de un nuevo anuncio de Chanel no son suyas. Extremedamente delgada, los publicistas de Chanel decidieron "retocar" su foto para darle una mayor voluptuosidad a la nueva imagen a su fragancia, que ha sustituido a la modelo Kate Moss.

La protagonista de 'Piratas del caribe' posa con un bombín como única prenda para cubrir en lo posible su pecho en el nuevo anuncio promocional de la fragancia juvenil de Chanel Mademoiselle, que llegará en septiembre.

MÁS INFORMACIÓN

Pero Keira ya ha revelado la evidencia: "Esas cosas [los pechos] no eran mías", aclaró, según el diario británico The Sun. "Tuvimos una interesante discusión cuando los publicitarios dijeron: 'Queremos hacerlas parecer ligeramente más grandes y tú nos darás tu consentimiento".

Así que la actriz respondió según sus propias palabras: "De acuerdo, está bien. Me importa una mierda. Yo no tengo pecho, asi que no puedo presumir de escote".

Rumores de anorexia

Los últimos posados y apariciones públicas de la actriz habían hecho saltar los rumores acerca de posibles problemas alimenticios de la que es considerada, a sus 22 años, como uno de los rostros juveniles con más futuro de Hollywood, tanto por belleza como por talento.

En las fotografías del anuncio, si bien no aparece demasiado entrada en carnes, aparentemente tampoco muestra una extremada delgadez. Pero sí se aprecia una esmerada labor de iluminación para resaltar los rasgos y, según confiesa ahora la propia actriz, es una incognita hasta qué punto se modificaron las curvas de su pecho para el anuncio.