El sumario del 11-M muestra que la policía no detectó anomalías durante el traslado de pruebas

Rajoy sugiere que se anule el sumario de confirmarse que una bolsa con explosivos no fue colocada por los presuntos autores del ataque, como señala un diario

AGENCIAS / ELPAIS.es MADRID 13 MAR 2006 - 17:21 CET

El juez Del Olmo ha levantado el secreto de sumario sobre una bolsa con explosivos que no estalló el 11-M, y que un periódico afirma hoy que no fue colocada por los autores del atentado. Se basa para ello en el testimonio de un policía, que dice que en el lugar de los hechos vio una bolsa sospechosa que no se corresponde con la que luego, en comisaría, contenía los explosivos. Sin embargo, del sumario se deduce que este hombre no pudo identificar la bolsa, y además él mismo asegura que no se produjo ninguna anomalía.

El diario El Mundo publica hoy la historia de uno de los objetos recogidos en la estación de tren de El Pozo (donde murieron 67 personas). Según este diario, la titular del Juzgado número 49 de Madrid, Josefa Bustos, encargada de supervisar el levantamiento de cadáveres en ese lugar, ordenó al inspector jefe de la Policía Nacional Miguel Ángel Álvarez que se ocupara de supervisar la recogida de objetos. Les dijo, siempre según este periódico, que no revisaran su contenido porque ya lo habían hecho los artificieros.

Un teléfono y explosivos

Los objetos recogidos fueron enviados al Pabellón 6 del Ifema, donde permanecieron cuatro horas para luego ser llevados a la comisaría del Puente de Vallecas. Allí se descubrió que la bolsa en cuestión contenía una bomba, que fue desactivada. Álvarez afirma ahora que Del Olmo le enseñó la mochila durante la instrucción, hace tan solo unos días, y que él no la reconoció pese a que era pesada y le habría llamado la atención de haberla visto en El Pozo.

El Mundo asegura a partir de esta historia que la bolsa no estaba entre los objetos recogidos en El Pozo, y por tanto tuvo que ser colocado posteriormente. En su interior había un teléfono móvil y explosivos como los empleados en el resto de atentados. En los atentados de los trenes de la muerte, el 11 de marzo de 2004, fueron asesinadas 191 personas y resultaron heridas más de 3.300.

Según la declaración de Álvarez ante el juez, a la que ha tenido acceso EL PAÍS tras el levantamiento del secreto de sumario, el policía asegura que todos los objetos recogidos en El Pozo se apelotonaron, formando una pirámide cinco metros de diámetro y 12 de altura, para luego ser metidos en bolsas de plástico. Uno de los operarios que se dedicaron a esta última valor le llamó la atención durante su tarea sobre el peso de una bolsa, que él vio pero no revisó. Álvarez reconoce sin embargo que en la comisaría de Vallecas no vio la bolsa con los explosivos porque no estaba presente durante el recuento, luego no tiene base para afirmar que fuera la misma que la de El Pozo. Cuando el juez le enseñó la citada bolsa, él, como asegura El Mundo, no la reconoció como la que vio en El Pozo.

Además, según ha podido saber la Cadena Ser, Álvarez afirmó ante el juez que la custodia de los objetos no se vio alterada, ni se vieron manipulados los bolsones en los que estaban guardados, desde el momento en el que se introdujeron en la camioneta para su traslado hasta que llegaron a la comisaría de Vallecas, donde posteriormente se descubriría la bomba.

Rajoy, "delirante"

A partir de la información de El Mundo, el presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy, ha sugerido esta mañana que, de confirmarse, podría anular "la investigación y el sumario" del 11-M. El portavoz del PSOE, Diego López Garrido, ha respondido que la propuesta es "delirante" y se ha preguntado si Rajoy "se ha vuelto loco al pedir la nulidad del sumario del 11-M, si quiere que salgan a la calle los supuestos terroristas detenidos y enjuiciados, y si no quiere que haya juicio". Siete de los vocales de la minoría progresista del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) también se han sumado a las críticas contra Rajoy por sus declaraciones, que han calificado de "intolerable" injerencia en la labor del juez.

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha afirmado a preguntas de una periodista durante una rueda de prensa que hay que mantener la confianza en la actuación de jueces, fiscales y fuerzas de seguridad del Estado. "Eso es lo que dice la Constitución española y lo que han de hacer los dirigentes políticos"", ha afirmado. Según el jefe del Ejecutivo, "en comparación con otros atentados tenemos un alto grado de conocimiento" y por eso ha pedido "dejar trabajar a las instituciones y a la justicia".

Otras noticias

Últimas noticias

Ver todo el día

El inexplicable Villar

CSD y Liga esperan que el presidente de la federación aparque las diferencias que les separan y participe desde la reunión de mañana en el plan antiultras del fútbol español

Rescatada del fango de un arroyo una enferma de alzhéimer

EP

La mujer, vecina de Oleiros de 85 años, se desorientó y permaneció caída en el lugar desde la tarde del viernes hasta la madrugada

El alcalde de Rairiz de Veiga irá a juicio por prevaricación en marzo

EP

El caso fue archivado y reabierto dos veces El fiscal pide el sobreseimiento y la acusación particular reclama la inhabilitación del regidor popular durante 10 años

La Lotería apuesta por el folclore

Miguel Córdoba, autor de ‘Anatomía del juego’, analiza la superstición entorno al sorteo

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana