Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una merienda masiva de indignados en la plaza Mayor

El grupo de Medio Ambiente del Movimiento 15-M de la Puerta del Sol convocó ayer a las siete y media de la tarde una especie de merienda familiar en la plaza Mayor con el objetivo, dicen, de "recuperar este espacio para la ciudadanía", al considerar que actualmente está "privatizado" por veladores y terrazas.

Los organizadores convocaron al evento a través de las redes sociales. "El objetivo es que familias enteras lleven su comida, su bebida sin alcohol, su mantel a cuadros si es posible y una planta para participar en este pic-nic colectivo", rezaba la invitación.

Para justificar la convocatoria, los indignados subrayaron que, en su opinión, "las ciudades no son un instrumento especulativo" y que "otra ciudad es posible". Además, explicaron, era una manera de mostrar su rechazo "a la mercantilización del espacio público" y de reclamar "una ciudad para los ciudadanos".

Por otra parte, la Archidiócesis de Madrid ha modificado el recorrido de la procesión del Corpus Christi de hoy para evitar atravesar la Puerta del Sol y así sortear el puesto de información del Movimiento 15-M.

Mientras, unos 80 indignados barceloneses del Movimiento 15-M emprendieron ayer a las siete de la mañana una marcha reivindicativa desde la plaza de Catalunya en dirección a la Puerta del Sol de Madrid. Los participantes están siendo escoltados por tres unidades de los Mossos d'Esquadra y aquellos que están situados en la parte delantera y trasera de la marcha llevan chalecos reflectantes amarillos para que así los coches los puedan visualizar fácilmente. También cuentan con un coche de apoyo con medicamentos en el que viajan con un médico.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 26 de junio de 2011