ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

sábado, 21 de mayo de 2011

El Festival de Jazz de Vitoria ofrecerá un homenaje único al legado de Miles Davis

Archivado en:

No es fácil, ni habitual, juntar tanto talento en un escenario, pero la ocasión lo merece al cumplirse dos décadas de la muerte del legendario Miles Davis. El eco de su trompeta, su rostro convertido en icono del siglo pasado o el eclectiscismo que le empujó a saltar de un estilo a otro, rompiendo murallas para ver lo que había del otro lado, dejaron multitud de discipulos a lo largo del planeta jazz.

Tres de ellos, los también legendarios Herbie Hancock (piano y teclados), Wayne Shorter (saxo) y Marcus Miller (bajo y clarinete bajo) llevarán a la 35ª edición del Festival de Jazz de Vitoria un homenaje único, que solo podrá escucharse en otras cinco ciudades del mundo, según explicó su máximo responsable, Iñaki Añua, en la presentación oficial del certamen que volverá a embrujar las calles de la ciudad entre el 10 y el 16 de julio próximos.

Solo seis ciudades del planeta verán tocar a Hancock, Shorter y Miller

El homenaje a Davis el 16 de julio supondrá el broche final de un festival que contará con una nutrida representación latinoamericana, entre ellos el exministro panameño Rubén Blades, que ha prometido tocar la mítica Pedro Navaja; el pianista dominicano Michel Camilo y un pianista cubano que promete, Alfredo Rodríguez -llega recomendado por el mismísimo Quincy Jones-.

El británico Jaime Cullum volverá este año a Vitoria ya como artista consagrado -se espera que llene el polideportivo de Mendizorroza el jueves 14 de julio-. Los directores de otros grandes festivales señalan como uno de los grandes fenómenos del jazz del año al protagonista del martes 12, el estadounidense Trombone Shorty. "Iñaki, hace décadas que no vemos a alguien conmover tanto al público", le dijeron al responsable del festival de Vitoria -la programación completa está disponible en www.jazzvitoria.com-.

El presupuesto de esta edición asciende a un millón de euros, lo que obliga "apretarse el cinturón", explicó Añua, pero sin que ello repercuta en el nivel artístico. De los 87 conciertos que podrán disfrutarse en Vitoria, un total de 70 serán gratis. Junto a las actuaciones en el pabellón de Mendizorroza, se mantienen las dedicadas al jazz del Siglo XXI en el Teatro Principal, así como las que ofrecerán distintos hoteles y locales nocturnos de la ciudad.

La calle también tendrá su protagonismo con el regreso de Tuba Skynny Portrait. El pianista Fred Hersch, además de ofrecer un concierto, ofrecerá un seminario en la Escuela Municipal de Música Luis Aramburu. El cartel de este año lleva la firma del dibujante Mauro Entrialgo.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana