ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

jueves, 24 de febrero de 2011

El Banco de España rebaja el bonus a Rato un 20% tras el incidente con Blesa

El supervisor esgrime los mismos argumentos con los que Caja Madrid denegó 25 millones a exdirectivos: austeridad y haber recibido ayudas públicas

La conflictiva decisión por la que la actual dirección de Caja Madrid denegó el bonus de 25 millones a Miguel Blesa, expresidente de la entidad, y a nueve ejecutivos más, se ha convertido en un bumerán contra el presidente, Rodrigo Rato.

El 14 de febrero pasado se celebró el convulso consejo en el que Rato se alineó con las tesis de Esperanza Aguirre, presidenta de la Comunidad de Madrid. En esa reunión se denegó el bonus a Blesa pese a que estaba aprobado por un consejo anterior. Días después, la caja envió al Banco de España la escala retributiva por la que los ejecutivos cobrarían la parte variable con cargo al ejercicio 2010. La entidad madrileña propuso que, como se había alcanzado los objetivos, se cobraría toda la parte variable. Los metas para 2010 eran conservadoras, tras un 2009 de gran caída de los resultados.

El recorte incluye a la alta dirección, pero no al resto de la plantilla

Sin embargo, en una actitud inusual, el supervisor mostró su discrepancia sobre el cobro de los altos ejecutivos. El Banco de España se apoyó en los mismos argumentos que había esgrimido Rato para denegar el bonus a Blesa: Caja Madrid ha recibido préstamos del Estado para salir adelante a través del fondo de rescate y la situación del sector financiero es especialmente delicada. La caja ha reducido un 50% la dotación a la obra social, tras la caída del beneficio.

Con estos planteamientos, el Banco de España aconsejó un recorte del 20% en la percepción de la retribución variable de la alta dirección, que incluye a menos de 100 ejecutivos. La entidad admitió la sugerencia, como no podía ser de otra manera. El resto de la plantilla sí cobrará todo el salario variable. Fuentes de Caja Madrid apuntaron ayer que el recorte del 20% fue una propuesta de la entidad que el Banco de España aceptó de inmediato porque aboga por la austeridad en el sector financiero.

Esta rebaja no afecta a los consejeros, cuyas dietas se han congelado este año, después de rebajarlas en un 5% en 2009. La medida ha sentado especialmente mal entre los ejecutivos ya que 2010 ha sido el segundo año con la retribución fija congelada. El salario de Rato no se da a conocer ni siquiera ante el consejo, como es tradición en Caja Madrid. Solo lo conoce el director general de recursos humanos. Hace un año el Banco de España pidió que se hicieran públicos. La Caixa sí detalla el sueldo de Isidro Fainé, que asciende a 2,69 millones.

En medios financieros se considera que el movimiento realizado por el organismo dirigido por Miguel Fernández Ordóñez es, además de un ejercicio de austeridad, una forma de manifestar su malestar por el conflicto abierto con Blesa. No hay que olvidar que el bonus del expresidente había sido aprobado por el Banco de España, por lo que este revuelo, con gran trasfondo de guerra política Aguirre-Blesa, no ha sido de su agrado. Incluso en el Gobierno tampoco se ha visto con buenos ojos, ya que ha obligado a trasponer una directiva -que no se aplica en ningún país europeo- para que se pueda quitar el bonus a Blesa con carácter retroactivo. Algunos juristas consultados consideran muy difícil ganar la batalla jurídica a Blesa.

Desde la Administración se apunta que este conflicto ha servido para tapar la polémica por los errores del ex director gerente del Fondo Monetario Internacional sobre la llegada de la crisis financiera, que se dio a conocer días antes del polémico consejo.

Rodrigo Rato, a la derecha, conversa con Miguel Blesa en un reciente acto informativo. / EFE

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana