Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los sexólogos, contra la moral que se impone en colegios de Valencia

El cambio de modelo del Plan Integral de Salud Sexual (PIES) de la Generalitat para 2011 en los centros escolares permite que los colegios, especialmente los concertados y religiosos, recurran a manuales "no científicos" como el del Instituto Valenciano de Fertilidad (Ivaf) que sigue las directrices morales del Opus Dei y la Iglesia católica en cuestiones como "la promoción de la continencia" y "la virtud de la castidad", según denunció ayer la Federación Española de Sociedades de Sexología (FESS).

"La FESS es contraria a la educación moral en sexualidad que se quiere imponer en Valencia", afirmó su presidenta Miren Larrazábal. En este momento, añadió, "se corre el riesgo de que la educación sexual sea instrumentalizada política o religiosamente".

Larrazábal advirtió de que la federación "ha detectado que en muchos colegios católicos valencianos han decidido impartir el material didáctico que ofrece el Ivaf, de fuertes componentes religiosos".

Esto es contrario a los derechos contenidos en la Declaración del Congreso de Sexología de 1997 que consagra que "todas las personas tienen derecho a lo largo de su ciclo vital a una educación sexual científica adecuada a su edad". "La información sesgada crea ignorancia y ésta es peligrosa", concluye la FESS.

La Generalitat valenciana ordenó en julio la "suspensión temporal" de los PIES en los institutos tras las presiones recibidas de grupos ultracatólicos dirigidas a sesgar los contenidos sanitarios (prevención de sida y de infecciones por contacto sexual, legislación sobre aborto, etcétera) para reforzar los contenidos morales relativos a la "protección de la vida" y del concepto de "familia cristiana".

* Este articulo apareció en la edición impresa del Lunes, 24 de enero de 2011