Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
La crisis del euro

Japón se suma a China en el respaldo a la deuda europea con la compra de bonos

Japón dio ayer un paso al frente en defensa del euro al anunciar que comprará un 20% de los bonos que emitirá este mes el Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (EFSF). El anuncio lo realizó en Tokio el ministro de Finanzas japonés, Yoshihiko Noda, que calificó de "adecuado" que Japón, que cuenta con las segundas reservas de divisas del mundo después de China, adquiera obligaciones de deuda del EFSF, como un "impulso de confianza". China también ha dado muestras en los últimos días de su respaldo al euro y, en concreto, la pasada semana a España con el anuncio de compra de deuda pública por hasta 6.000 millones de euros.

"Hay un plan para la zona euro a emitir en forma conjunta una gran cantidad de bonos a fines de este mes para recaudar fondos para ayudar a Irlanda", explicó el ministro de Finanzas, Yoshihiko Noda, en una conferencia de prensa en Tokio. "Es bueno para Japón contribuir a la confianza", explicó.

"Esto indica que el mundo se está uniendo" para salvar a Europa, dijo a Bloomberg Noriaki Matsuoka, economista de Daiwa Asset Management Co. en Tokio. "Pero es poco probable que el euro mantenga su fortaleza actual. No está claro si el mercado será capaz de absorber todos los bonos emitidos por las naciones problemáticas de la zona euro", añadió.

Japón utilizará los activos en euros de sus reservas de divisas para comprar más de una quinta parte de los bonos que se emitirán a finales de enero por el EFSF, dijo Noda. A mediados de noviembre, dos semanas antes del rescate de Irlanda, el consejero delegado del EFSF, Klaus Regling, dijo que los inversionistas asiáticos están "particularmente" interesados en la compra de los títulos emitidos por el fondo.

El EFSF, supervisado por los Gobiernos de la zona euro, planea elevar hasta 16.500 millones de euros este año y 10.000 millones en 2012 las emisiones para ayudar a financiar el rescate de Irlanda, según anunció la Comisión Europea en diciembre. A finales de este mes, está previsto emitir entre 3.000 y 5.000 millones en bonos, que cuentan con la calificación AAA. De ellos, Japón podría comprar más de 1.000 millones.

Los inversores en Asia se asignaron casi una cuarta parte de los 5.000 millones de euros en bonos vendidos la semana pasada por la UE cuando comenzó a recaudar fondos para el paquete de ayuda para Irlanda.

"Japón va por fin a contribuir a la estabilización del sistema financiero global", dijo Hiroshi Miyazaki, economista jefe de Shinkin Asset Management Co. en Tokio. "Estas son buenas noticias para el euro y para el sistema financiero mundial. Dado que Japón tiene un superávit en cuenta corriente, de alguna forma, tiene la responsabilidad de ayudar a aquellos con una escasez de capital", añadió.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 12 de enero de 2011