ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

jueves, 6 de enero de 2011

El PP deja el pleno ferrolano ante el pacto de la izquierda

El BNG se opone a las cuentas aprobadas por Irisarri e IU

Archivado en:

Al segundo intento y con el plante del PP, el PSdeG de Vicente Irisarri hizo valer ayer el acuerdo presupuestario alcanzado el lunes con Izquierda Unida para aprobar inicialmente las cuentas de Ferrol para 2011. A cinco meses de los próximos comicios municipales, los socialistas -en minoría- parecen condenados a entenderse con Izquierda Unida en una corporación fragmentada en cinco fuerzas polarizadas entre izquierdas (IU, BNG y PSdeG) y derechas (PP e Independientes por Ferrol).

En un intento de limar asperezas y enterrar viejos rencores ante el avance de la derecha en Ferrol que reflejan los sondeos, Irisarri declaró recientemente que vería "totalmente posible" reeditar un pacto con IU o aliarse con el BNG, que en 2007 declinó integrar un tripartito. La oferta de paz del regidor ha sido recibida con mucho recelo por su antigua socia, Yolanda Díaz, coordinadora gallega de IU, que estos días recalcó que el apoyo puntual de su formación a los presupuestos locales es en beneficio de la ciudad, no por la alcaldía "que seguramente no lo merece". Desde que rompiera el pacto con IU, en octubre de 2008, Irisarri ha recurrido siempre a sus antiguos aliados para aprobar las cuentas. Así ocurrió con los presupuestos de 2009 y, de nuevo, en 2011. El año pasado, las tensiones entre ambas formaciones imposibilitaron el acuerdo e Irisarri trabajó con el presupuesto prorrogado.

El presupuesto cae un 11% y dedica la cuarta parte al gasto social

Para evitar que la historia se repitiera, los cuatro ediles de IU sumaron ayer sus votos al grupo socialista, que gobierna en minoría, en un pleno bronco, el segundo en menos de 24 horas, que dio continuidad al del martes y que concluyó con el abandono del PP y el aplazamiento de la votación. Ayer, los siete ediles populares no se presentaron a la sesión extraordinaria que arrancó a las 8.30 horas. Desde las bancadas del BNG, que votó en contra, y de Independientes por Ferrol, que se abstuvo, arremetieron contra el alcalde, al que tildaron de "caprichoso" y le recriminaron fines "electoralistas" por sus prisas.

El acuerdo entre PSOE e IU se cerró a última hora del lunes y pilló por sorpresa al resto de la oposición. Las exigencias de la formación de Yolanda Díaz se incorporaron directamente al documento que se llevó a pleno el martes. Variaba la distribución entre partidas -casi en cinco millones- sin alterar el montante global de 53,6 millones de euros. Esta maniobra no gustó al resto de grupos, que la tacharon de "ilegal".

La portavoz de IU, Yolanda Díaz, se jactó de buscar la mejora del presupuesto con un acuerdo de mínimos. Izquierda Unida exigió elevar el presupuesto vecinal hasta los tres millones, ampliar la partida de la zona rural, acometer el centro social de Canido y urbanizar ciertas calles y plazas, además de reforzar el plan de accesibilidad, la normalización lingüística y la memoria histórica, con una partida simbólica de 20.000 euros. En 2010, el Ejecutivo ferrolano no logró apoyos para aprobar las cuentas y gobernó con los presupuestos prorrogados desde 2009. El documento para 2011 es un 11% inferior al último aprobado y destina el 24% al gasto social.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana