ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

domingo, 24 de octubre de 2010
COLUMNA

Servicio militar y jubilación

Archivado en:

Es frecuente que quienes afrontan la edad de jubilación, sobre todo si van escasos de cotizaciones, se planteen si el tiempo de prestación del servicio militar computará para acceder a la pensión. La respuesta, por el momento, es negativa. A efectos de prestaciones, el tiempo del servicio militar no se tiene en cuenta como periodo cotizado a la Seguridad Social. Existen, no obstante, algunas excepciones.

Así ocurre con el personal militar de carrera, el perteneciente a escalas de complemento y reserva naval, el personal de tropa y marinería profesional, así como quienes hayan sido funcionarios antes o después de prestar el servicio militar. A estos colectivos se les computará como servicios prestados al Estado el tiempo de servicio militar que hubiese excedido de los nueve meses de duración máxima que tenía el servicio militar obligatorio.

Además, el servicio militar obligatorio y la prestación social sustitutoria van a computar como periodo cotizado a la Seguridad Social, con el límite máximo de un año, para cubrir el periodo de carencia necesario para obtener una pensión de jubilación anticipada, cuando se trate de trabajadores mayores de 61 años que no hayan tenido la condición de mutualistas.

Fuera de estos supuestos, el servicio militar no se toma en cuenta como periodo cotizado en ningún caso.

Es cierto que algunos grupos políticos plantean periódicamente la posibilidad de su cómputo, pero ninguna de las iniciativas ha prosperado, y en estos tiempos de "vacas flacas" parece difícil que lo consigan. Las tendencias van por otro lado.

A las puertas de la tan anunciada reforma de las pensiones, es claro que la jubilación va a convertirse en uno de sus "objetivos". Los expertos afirman que el actual sistema de pensiones es insostenible. Los índices de natalidad actuales conjugados con la esperanza de vida ofrecen un panorama desesperanzador, con una población envejecida sostenida con una población activa reducida al mínimo.

Se hace necesario racionalizar el sistema, lo que se traduce en un "endurecimiento" de las condiciones de acceso a las mismas, como puede ser el incremento del número de años de cotización exigidos para acceder a las pensiones. Se habla de 20 o 25 años, frente a los 15 actuales. Algunos incluso abogan por calcular la pensión sobre la totalidad de la vida laboral. Cualquiera que sea la respuesta, aún estamos a tiempo de buscar soluciones.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana