Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

En el siglo XIX Google no era nadie

En mayo de 2000 Ciberp@ís s ehacía eco de que un nuevo buscador, Google, se había llevado varios premios Webbys. En agosto se ganó su primer gran titular, pese a que sólo se llevaba el 3,8% de la sbúsquedas de EE UU y ocupa el 12º lugar. Yahoo (47%) y el MSN de Microsoft (35,8%) dominaban en este campo, donde nadie veía futuro negocio. Año y medio antes, dos chavales de Stanford, Sergey Brin y Larry Page, habían creado un algoritmo que conseguía buscar automáticamente páginas y clasificarlas según los enlaces a ellas. La página era, rompiendo con la estética de entonces, casi absolutamente limpia, blanca, con el logo y una barra para escribir la búsqueda. Su mantra: No hagas el mal; su objetivo: poner toda la información al alcance de la humanidad, y gratis. El resto, ya lo ven ustedes a diario.

Primero dominaron lasbúsquedas y luego la publicidad relacionada con ellas (un negocio que nadie supo ver antes), y con ese dinero crearon perlas como Google Earth, más su propio correo, editor de fotos, mapas, el navegador Chrome... digitalizaron millones de libros y de tesinas y se metieron en los móviles con Android. Hoy el mundo gira alrededor de Google (más Apple y Facebook).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 30 de septiembre de 2010