ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

lunes, 23 de agosto de 2010
Reportaje:El sábado comienza la Liga

Otra perla con guantes

Mourinho le pone galones a Adán, el último portero de la particular factoría madridista

El entrenador de porteros del Manchester United tomó la palabra durante un congreso de técnicos el año pasado: "¿Habéis observado que todos los porteros del Madrid manejan los mismos conceptos?". A los británicos, tan secos de guardametas, les resultaba fascinante la capacidad de la cantera española para producir porteros. Y recurrían al ejemplo del Madrid, cuya cantera es una mina.

Inmersa en cambios bruscos desde hace una década, la cantera del Madrid no se ha caracterizado por grandes apariciones salvo en la portería. La captación comenzó a principios de 1990. Manuel Amieiro, que ejerció como entrenador hasta 2006, se ocupó de la formación en todas las categorías. Iker Casillas encabezó la remesa. Le siguieron Carlos Sánchez, Diego López, Jordi Codina, Tomás Mejías y Antonio Adán, a quien Mourinho planea inscribir como segundo portero relegando a Dudek. El cupo de canteranos que impone la Champions inspira la decisión.

Lo mejor que ha dado la cantera blanca en una década han sido los metas

El error que cometió ayer ante el Hércules pondrá a prueba su carácter

Entre Sánchez y Mejías, los extremos de la camada, median más de 10 años. Más que por los fundamentos técnicos, se caracterizan por entender el oficio de modo similar. Adán representa bien esta especie. Vive su puesto con la dedicación de un aficionado.

Nació en Mejorada del Campo (Madrid) en 1987. Cuando se presentó en los campos de tierra de la Castellana, en 1997, destacaba por su envergadura y una tipología voluminosa. Según los técnicos, le sobraban kilos. Pero era un talento natural. Más que por su agilidad, por su extraordinaria capacidad para mirar, escuchar y procesar la información. Desde pequeño, exhibió el extraño don de la inquietud. Cuando lo normal son las distracciones, se mostró preocupado y reflexivo. En vez de reaccionar con suficiencia a las correcciones, se concentró en ellas, en corregirlas.

Igual que Casillas, Adán pasó por todas las categorías inferiores de la selección española. Fue capitán de la que conquistó la Eurocopa sub 19 en 2006 y poco a poco se consolidó en Valdebebas como el reemplazo de Codina.

Con 1,90 metros de estatura y un desarrollo muscular importante, la carrocería no es el problema de Adán. Pero durante mucho tiempo, desde su adolescencia, debió trabajar con los preparadores físicos para corregir problemas mecánicos en su carrera. Ganó en velocidad y amplitud de zancada. Después de superar una serie de lesiones que pusieron a prueba su carácter se consolidó en el Madrid C. El año pasado hizo un buen trabajo en el Castilla.

Sobrio, de buenos fundamentos, eficaz para cubrir espacios y muy regular, Adán se caracteriza por algo inefable. Es la clase de portero que transmite seguridad a sus compañeros.

"El club, este verano, decidió que pasara a formar parte de la primera plantilla", dijo esta semana, explicando que le entusiasma subir el peldaño; "después de 14 años en la casa no podía desaprovechar esta oportunidad. Trabajo cada día para ser mejor portero, para estar ahí, peleando por jugar y apretar a Iker. Es difícil que él falle, pero hay que estar preparado. Trabajo a tope para ello, para que sienta que detrás hay alguien. Yo no sé si soy primer, segundo o tercer portero".

Mourinho, que ayer le puso de entrada contra el Hércules, le hizo sentirse como al primero. El meta se muestra agradecido: "Mourinho tiene la facultad de hacernos creer que todos podemos jugar el domingo. Nos lo hace sentir en cada entrenamiento".

Ayer, en el Rico Pérez, el chico de Mejorada entró a la cancha con el pie izquierdo, de verde y luciendo guantes amarillos, su color favorito. Adán cumplió con su protocolo de manías, pero no pudo conjurar el peligro. El tiempo dirá si tiene temple para superar las dificultades.

Adán (a la izquierda) y Casillas, durante un entrenamiento en Los Ángeles. / AFP

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana