Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:PROPUESTAS

Crema solar a cuerpo gentil

Fiestas y nudismo playero para celebrar mañana el Día sin Bañador

Nacemos en cueros, pero querer perpetuar ese look en público se revela cada verano como un motivo de polémica. El ejercicio de la desnudez sigue despertando pudor, incomodidades varias, miedos. Y eso que pocas sensaciones de plenitud pueden compararse a tomar el sol desvestido en una playa intocada. La Federación Española de Naturismo (FEN), a través de su manifiesto -ilustrado con una foto de la cala Waikiki (Tarragona)-, lo deja claro: en España oficialmente no existen playas nudistas (concepto que manejan habitualmente en las oficinas de turismo), por la misma razón que no hay sectores reservados a bañadores o señores con bigote. Ni caben guetos o sanciones. He aquí el quid de convocar mañana el Día sin Bañador.

Para manifestar la valía de las personas tal cual son, previa a cualquier aditamento, miembros de clubes naturistas se darán un garbeo mañana por zonas trufadas de bañadores. Tanto en Arenys de Mar (Barcelona) como en Gijón o Alicante capital reivindicarán tolerancia social. También en Cádiz, donde una ordenanza municipal prohíbe el baño sin ropa, algo chocante teniendo como tiene en Cortadura un discretísimo paraíso de dunas, kitesurf y tortillitas de camarones en el Ventorrillo del Chato. La excepción será Madrid, que lo celebrará el día 1 de agosto en la piscina de la Universidad Complutense. Ese componente educativo del desnudo se desglosa en http://naturistasdemadrid.blogspot.com.

En las playas tradicionalmente habitadas por adanes y evas se antepone la tranquilidad a los accesos y servicios. Los usuarios las mantienen impolutas y su belleza paisajística suele llevarlas a las fotografías de los folletos turísticos. Sorprende estos últimos años el proceso de textilización de enclaves nudistas. Tal acontece en Los Muertos (Carboneras, Almería), dentro del parque natural del Cabo de Gata, o en Ses Illetes (Formentera), hoy pasto de sombrillas y bañadores fashion.

No faltan contrastes, como en el hecho de ver en la idílica Somocuevas (Piélagos, Cantabria) algún padre desnudo departiendo con su hijo vestido.

Al igual que los aventureros del Lejano Oeste, los veraneantes sin remilgos escudriñan siempre nuevas fronteras. Quedan reductos inmaculados en la Macarelleta menorquina o en Maspalomas (Gran Canaria). Y sigue considerada playa internacional de nudismo integral el precioso arenal con islote de Illa Roja (Begur, Girona).

Cantarriján, en Almuñécar (Granada), se antoja paradigma de playa civilizada. El sector con servicios es mixto, mientras que, doblando la punta rocosa, otro tramo recibe a los amantes del baño a puro cuerpo. Se accede en transporte colectivo y el chiringuito La Barraca organiza fiestas caribeña (miércoles) y flamenca (sábados).

En pelota picada es el código de etiqueta que exige Barra en la ría de Vigo, sobresaliente por sus pinadas tras las dunas de arena blanca. Terrenos construidos sorprenden a veces con un área de cuerpos al sol, como en Corinto (Sagunto, Valencia), aunque para buscar infraestructuras, nada como la playa murciana de El Portús (Cartagena), dotada con cámping naturista (www.elportus.com) con spa, apartamentos, pista de tenis y club de buceo. Más playas en www.lugaresnaturistas.org.

Un atractivo añadido de ámbito europeo será el Encuentro Naturista Familiar que tendrá lugar del 29 de agosto al 4 de septiembre en el cámping Arna (Arnaoutchot), en Las Landas francesas.

Envíanos tu foto de verano y gana un crucero

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 17 de julio de 2010