ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

sábado, 3 de julio de 2010
Entrevista:DAVID VILLA | Delantero de la selección | SUDÁFRICA 2010 | CUARTOS DE FINAL: PARAGUAY-ESPAÑA

"Vivo pensando en el fútbol"

Johanesburgo 3 JUL 2010

Hijo de Tuilla, pueblo de la cuenca minera asturiana, resulta que por la sangre de David Villa (29 años) corre la de los que bajaron a la mina y vivieron la revolución obrera. Por algo le llaman guaje, como a los niños que llevaban el agua y la comida a quienes, como su padre, bajaron a la mina a sacar carbón con las manos. Educado en esa cultura del esfuerzo, de Villa se puede esperar que donde no lo haya encuentra el gol.

Pregunta. ¿Su bisabuelo se llamaba Trosky?

Respuesta. Sí. Y su hija, mi abuela, Libertad. Esa todavía la tengo. No conocí a mis abuelos, así que imagínese al bisabuelo.

P. Cuenca minera, libre, borracha y dinamitera..., luchadora.

R. Gente de Tuilla, mineros, gente luchadora. Me siento muy orgulloso de esas raíces.

"Reconozco que tengo un punto de enfermo y que no debería ser tan obsesivo"

"Cada vez que cojo el balón, busco el camino más rápido para ir al gol"

"Los paraguayos están en los cuartos, son peleones, van a jugar con todo"

P. Tal vez eso justifica su tenacidad para sacar goles de la nada.

R. Más por los valores que me dieron desde siempre: haber sido educado en el valor del esfuerzo.

P. Lo suyo no es puro talento...

R. Sin sacrificio, sin amor a tu trabajo, si no luchas, es imposible llegar a nada. Si el fútbol fuera solo talento, muchísimos jugadores que se quedan en el camino llegarían. Todos tenemos a un amigo que, cuando empezamos, era el bueno y un día decidió que no le compensaba. Y son muy felices, pero llegar cuesta y hay futbolistas que, a base de sacrificio, superan el ser menos talentosos.

P. Hiela la sangre a los defensas. Si fuera defensa, ¿qué pensaría de un tipo como usted?

R. Toda la vida he jugado de delantero y me paso el partido pensando en el gol. Cada vez que cojo el balón, aunque sea en posiciones más atrasadas, busco el camino más rápido para ir al gol. Lo que sé es lo que me dicen los amigos que han jugado contra mí. Dicen que han de estar atentos, que es muy incómodo para ellos.

P. Sus botas son las más ligeras del mercado. Según los diseñadores de Adidas, la idea es aligerar peso para ser más rápido que nadie. ¿Tan importante es eso ante el gol?

R. Lo importante es la velocidad de ejecución, de reacción, de atención, de saber definir. Hay muchas cosas que te dan un gol. La mayor parte de un goleador es instinto.

P. Su capacidad de sorpresa incluye el remate con las dos piernas. ¿Eso se aprende?

R. Yo no lo recuerdo, pero mi padre dice que a los cuatro años me rompí la pierna derecha y los meses que me pasé escayolado tiraba con la izquierda. No sé si me dio precisión, pero fuerza y potencia sí.

P. ¿No dejó de jugar al fútbol ni escayolado?

R. No.

P. ¿Le suena Bienvenidos al infierno?

R. Es el lema del campo del Tuilla, de Tercera. La gente va mucho. Apoya. Es muy difícil ganar allí.

P. De ese infierno salió un diablo.

R. Un poquito de diablo sí me habrá quedado de eso.

P. Usted es de los que va por la calle pensando en los goles.

R. No imagino los goles, si es a lo que se refiere. Pero reconozco que tengo un punto de enfermo y que a veces no debería ser tan obsesivo. Pero adoro esta profesión y disfruto de ella. Vivo pensando en el fútbol.

P. Cuando marca un gol como ante Portugal, ¿qué siente?

R. Cuando acabas de marcar un gol en un partido tan cerrado, a falta de 25 minutos, no piensas nada. Sencillamente, es un momento de alegría enorme que quieres compartir.

P. ¿Por eso, en vez de buscar la grada, busca los abrazos?

R. Sí, porque el gol es la culminación del trabajo colectivo.

P. ¿Es de los que piensa que ha venido bien perder contra Suiza?

R. No. Perder nunca viene bien. Pero sí reforzó la idea de que lo estábamos haciendo bien, más allá de la derrota, y el equipo nunca perdió la confianza.

P. Defienden la bandera de un estilo y, para muchos, ese estilo se ha visualizado en Xavi. Él insiste en que no juega solo.

R. Todos nos necesitamos. Sabemos que no se consigue nada pensando en lo individual. Pero es evidente que a cualquier seguidor del mundo que le preguntes qué jugador simboliza nuestro estilo, todos dirían que Xavi. Xavi piensa antes que los demás. No pierde la pelota. Arriesga en el pase. Sabes que verá el desmarque y te la pondrá en el pie dos de cada tres veces. Es único.

P. Tras perder contra Suiza, la crítica se cebó en Busquets. Lo asumió como juega, como un veterano. ¿Le sorprendió?

R. Lleva dos años jugando a este nivel y parece que lo lleva haciendo toda la vida. Tiene unas condiciones increíbles. Nos da muchísimo defensivamente. Hace un trabajo oscuro de constante apoyo. Todo equipo necesitaría tener a Busquets. Además, juega a un toque y no pierde un balón. Es básico.

P. ¿Esta selección huele a Barça?

R. Futbolísticamente, es indudable. Xavi lleva la batuta. El sistema es muy semejante. Pero somos la representación de todo el futbol español.

P. Se elogia el estilo ofensivo del equipo, pero se tiende a ignorar el trabajo defensivo, ¿no cree?

R. Sí, demasiado. España se ha hecho fuerte en la defensa, en la Eurocopa, en la fase de clasificación, pero se lleva los honores el que da el pase o mete el gol. Si construimos un equipo grande fue a través de la defensa.

P. Dijo Cesc que el futbolista es egoísta por naturaleza. ¿El delantero más?

R. Mucho más. Piensa en lo que tiene que hacer para ayudar al equipo, pero, al final, dentro del área, eres tú y el gol. Quieres ser útil y si hay alguien mejor colocado dársela. Pero el goleador está pensando en el gol, no en un pase o una asistencia.

P. ¿Es un sacrificio jugar pegado a la banda?

R. Me siento cómodo. Me paso el partido atacando. Tengo muchas posiciones. Recibo en muy buenas condiciones porque los compañeros me lo facilitan.

P. Da la sensación de que España vive de sus goles, ¿Qué pasa con Torres?

R. Es muy injusto criticar al Niño. Hace un trabajo sensacional. Si analizas uno por uno esta selección, es normal que exista el debate sobre quién debe jugar porque todos son buenos y lo merecen. Lo positivo para nosotros es que Torres jugó un muy buen partido contra Portugal. Desgraciadamente, no marcó. Sabemos que a los delanteros se nos mide por eso, pero su trabajo fue sensacional, como el de Llorente cuando salió. Eso demuestra que todos somos importantes. Juegue quien juegue, ayuda. Estoy seguro de que Torres marcará contra Paraguay.

P. ¿Qué espera de ellos?

R. Un partido tremendamente complicado. Están en los cuartos, son peleones, van a jugar con todo. Sabemos que no será fácil y que si quieres estar en las semifinales habrá que jugar muy bien.

P. Pep Guardiola ha dicho que usted tiene el gol metido en el cerebro.

R. No dejaré de agradecerle el cariño que me ha dado durante este año. Lo he hecho públicamente y yo espero devolvérselo en el campo marcando muchos goles para el Barça.

Villa juguetea con el balón durante un entrenamiento. / ALEJANDRO RUESGA

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana