ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

viernes, 16 de abril de 2010

El Supremo decidirá el 12 de mayo el futuro de Camps

Resolverá el recurso contra el archivo del caso de los trajes

Un año después de que declarara ante el juez José Flors en medio de una expectación sin precedentes, el presidente de la Generalitat valenciana, Francisco Camps, sabrá qué le depara el futuro desde el punto de vista judicial y, por tanto, qué puede esperar como dirigente político. El día 12 de mayo, la Sala Segunda del Tribunal Supremo, tras deliberar, votará si confirma el archivo del caso de los trajes regalados por la trama Gürtel o reabre el caso y lo devuelve al Tribunal Superior de Justicia (TSJ) valenciano para que Flors siga adelante con el procedimiento por supuesto delito de cohecho contra Camps, el ex vicepresidente de la Generalitat Víctor Campos, el ex secretario regional del PP valenciano Ricardo Costa y el ex jefe de gabinete de la Consejería de Turismo Rafael Betoret.

El socialista Luna augura al presidente "un porvenir muy complicado"

El alto tribunal no decidirá sólo sobre el recurso que presentó la fiscalía cuando el TSJ dio carpetazo al caso a principios de agosto del año pasado, sino también sobre el recurso de casación planteado por los socialistas valencianos, que se personaron como acusación popular.

La noticia fue acogida con satisfacción por Ángel Luna, portavoz del PSPV-PSOE en las Cortes valencianas, que explicó que el asunto entra en "una fase decisiva", que puede acabar con Camps en el banquillo. "Aunque trate de huir y de esconderse de los periodistas y de los ciudadanos, Camps no podrá evitar someterse a los tribunales. Le auguro un porvenir muy complicado", dijo Luna.

El TSJ valenciano acordó en su día archivar la causa por dos votos a uno. Pese a que la Sala de lo Civil y Penal dio por demostrado que Camps no pagó los trajes, la interpretación del delito de cohecho pasivo impropio dividió a los magistrados. Mientras el presidente del TSJ, Juan Luis de la Rúa, y José Francisco Ceres consideraron que no se había establecido una "relación de causalidad" entre los regalos de Álvaro Pérez, gerente de Orange Market, y las adjudicaciones obtenidas por la trama Gürtel, Juan Montero se desmarcó en un voto particular. La fiscalía sostuvo que el archivo fue "prematuro", pues la investigación estaba abierta y podían aparecer "nuevos datos". De hecho, hace poco más de una semana, el levantamiento del secreto por parte del juez Antonio Pedreira, que instruye el conjunto del caso Gürtel en el TSJ de Madrid, ha revelado que los regalos a cargos públicos y sus familiares eran una manera generalizada de actuar de la trama. También, que la actual presidenta de las Cortes, Milagrosa Martínez, recibió de Orange Market un reloj de 2.400 euros tras adjudicarle, cuando era consejera de Turismo, el pabellón valenciano en Fitur. El soborno ya habría prescrito.

El portavoz parlamentario del PP y consejero de Solidaridad, Rafael Blasco, acusó ayer de oportunistas a los socialistas por "transformar un simple trámite procesal en un triunfo contra el PP".

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana