ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

martes, 25 de agosto de 2009
CARTAS AL DIRECTOR

Los salarios de los funcionarios

Tres Cantos, Madrid 25 AGO 2009

Cuando hace once años terminé de estudiar se me plantearon, básicamente, dos alternativas, trabajar en una empresa privada como asalariado o creando una empresa propia o bien prepararme unas oposiciones.

Cualquiera de estas opciones está en manos de cualquiera y cada una de ellas tiene sus ventajas e inconvenientes.

En mi caso me preparé unas oposiciones y después de casi dos años de compaginar trabajo y estudio gané plaza en la Comunidad de Madrid.

Tengo compañeros de estudios y amigos que optaron por trabajar en la privada y algunos crearon su propia empresa, todos ellos han tenido sus años de pujanza en los que han ganado sus buenos dineros, porque vivimos en una economía de "libre mercado" y a mí nunca se me ha ocurrido decirles que limitaran sus sueldos o ganancias, sin embargo llegan las vacas flacas, y ahora sí, a los funcionarios, que nunca hemos tenido grandes salarios ni ganancias, todos nos miran para decirnos: no se apliquen el poquito de incremento anual, porque nos tienen que ayudar a los que antes nos hemos forrado.- Antonio Sánchez Montilla. Leganés, Madrid.

Cuando el ministro de Fomento y número dos del PSOE apareció ante los medios diciendo que, en la época de crisis que atravesamos, había que subirles los impuestos a los más ricos para que ayudasen a los más pobres, lo primero que hice fue preguntarme quiénes serían para don José Blanco los más ricos; lo segundo que hice fue alarmarme, porque, como asalariado que soy, a juzgar por las estadísticas de Hacienda, me encuentro dentro de ese afortunado colectivo.

¿Están bien repartidas las cargas fiscales en España? ¿Son los que más tienen quienes pagan más? ¿Existen, sobre todo para quienes no cotizan a través de una nómina, mil escapatorias para eludir las que serían sus verdaderas obligaciones fiscales? A menudo, y esto es muy real, se da la circunstancia de que el que menos paga y tiene más derechos a ayudas sociales, resulta ser el que a la vez tiene un cochazo de lujo y tres o cuatro viviendas, cosas de la vida. Pero que no se preocupe la ciudadanía: los más ricos no han tardado en ser descubiertos; eran, ¡cómo no!, los funcionarios, esos magnates acaparadores de posesiones y dinero, así que el Gobierno procederá en breve a congelarles el sueldo.

Y aún se permite EL PAÍS dejar caer como de pasada que, en los últimos años, sus salarios se han visto incrementados en un 3%. Invito a quien sea a estudiar en serio lo que ha ocurrido en los diez o quince años de bonanza que hemos rebasado, a comprobar cómo los sueldos de los funcionarios seguían estancados mientras a su alrededor todos crecían como la espuma.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana