ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

miércoles, 1 de julio de 2009

La Audiencia Nacional cierra la causa contra Israel por la matanza de 14 civiles

Asume la tesis del fiscal de que el caso ya fue investigado por la justicia israelí

El pleno de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional despachó ayer con una nota de siete líneas la causa abierta por el juez Fernando Andreu por una matanza en Gaza. Ocurrió el 22 de julio de 2002. Israel lanzó una bomba de una tonelada sobre uno de los barrios más poblados de la ciudad para matar a una sola persona: el dirigente de Hamás Salah Shehaded. Murieron 14, y entre ellas, siete niños.

El pleno de la Sala de lo Penal acordó, por 14 votos a favor y 4 en contra -de los magistrados José Ricardo de Prada, Manuela Fernández, Clara Bayarri y Ramón Sáez-, estimar el recurso presentado por la fiscalía contra la decisión de Andreu de investigar la implicación del ex ministro de Defensa israelí y seis mandos militares a sus órdenes en la matanza, y decretar "el archivo definitivo" de la causa. El pleno de la Sala de lo Penal comparte con la fiscalía que los hechos ya fueron investigados por Israel, un Estado democrático. Además, señala que el plan de ataque fue organizado en Israel y por tanto, tiene prioridad para investigar los hechos.

"Recurriremos al Supremo y vamos a ampliar la querella", anuncia el abogado

El fiscal de la Audiencia Nacional apoyó inicialmente la investigación de Andreu, pero el pasado 6 de mayo cambió de opinión y pidió el archivo del caso porque el fiscal general militar y el Tribunal Supremo de Israel ya habían investigado los hechos.

Para el Comité de Solidaridad con la Causa Árabe, acusación particular en la causa, las actuaciones judiciales iniciadas en Israel no pueden considerarse "una investigación judicial digna de ese nombre" sino "informes militares de parte". Por ello considera que la Audiencia Nacional ha sentado un "precedente torticero al amparar a los acusados" si los mismos países donde supuestamente se han cometido crímenes contra la humanidad, pueden conseguir "disfrazar" una investigación judicial que les evite ser demandados. Por tal motivo, ha anunciado que presentará un recurso ante el Tribunal Supremo.

"La Audiencia ha cedido sus competencias a una comisión militar. Ese juzgado israelí a favor del que se ha inhibido no existe, porque ni investigó ni va a investigar la matanza. Son comisiones militares que justifican los asesinatos selectivos", afirmó Gonzalo Boye, abogado de las víctimas. "No sólo vamos a recurrir al Supremo, también ampliaremos la querella por otros crímenes de guerra cometidos por Israel".

Andreu decidió el pasado enero admitir la querella después de que Israel se negara a contestar a una comisión rogatoria en la que preguntaba si los hechos denunciados estaban siendo investigados en ese país. Para Andreu, existían indicios de crímenes contra la humanidad, al tratarse de un ataque contra la población civil de inicio ilegítimo: un asesinato selectivo. El juez añadía que "la comunidad internacional, sin discusión y en su conjunto, admite que dicho territorio [Gaza] no forma parte del Estado de Israel".

La investigación de esta matanza tenía en cualquier caso los días contados después de que el Congreso aprobara, la pasada semana, limitar la jurisdicción universal con el apoyo de PP y PSOE y los votos en contra de ERC, BNG, IU e ICV.

Las autoridades israelíes han desplegado todos sus recursos diplomáticos para tratar de neutralizar la querella. La propia ministra de Asuntos Exteriores, Tzipi Livni, afirmó que su homólogo español, Miguel Ángel Moratinos, le había prometido que cambiaría la ley. Y la ley fue cambiada la semana pasada.

Aspecto del barrio de Gaza tras la bomba lanzada por Israel. / REUTERS

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana