Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Desde 'Facebook' contra Camps

Un internauta organiza una manifestación de rechazo a la "impunidad"

Un vecino de La Pobla de Vallbona, César Martí, decidió hace solo 10 días crear un grupo en su Facebook (una de las redes sociales de Internet) con el título Macro-manifestació contra la impunitat de Francesc Camps. Era una idea. Hoy tiene más de 6.000 miembros y la concentración (que oficialmente convoca el llamado Col·lectiu contra la Corrupció) ya ha sido autorizada por la Delegación de Gobierno para el próximo día 13 en la plaza de la Virgen, en pleno centro de Valencia.

César es un informático de 29 años que sabe cómo sacarle partido a la Red, aunque ahora se declara "fuera de juego" por el volumen que ha tomado la iniciativa. Ha habido días en los que ha recibido más de 1.000 adhesiones. Al mismo tiempo, ha recibido ofertas de colaboración logística para obtener la autorización gubernativa e incluso un diseñador ha confeccionado el póster que comenzará a distribuirse mañana por la red.

El lema elegido tras la participación de casi 50 personas en uno de los foros de debate abiertos es No a la corrupció, Camps dimissió. Otro foro está destinado a aportar ideas para los cánticos que acompañarán a la concentración.

La idea de convocar una concentración surgió el mismo día que César Martí, "indignado", vio en la televisión al presidente de la Generalitat, Francisco Camps, entrar y salir del Tribunal Superior de Justicia de Valencia sonriendo, acompañado de sus vicepresidentes y de la alcaldesa de Valencia, y jaleado por centenares de personas con banderas de la Comunidad Valenciana, después de declarar como imputado en relación con la trama de corrupción del caso Gürtel. Martí no milita -"ni pienso hacerlo", asegura-, en ningún partido político. De hecho, la iniciativa es calificada como "social y apartidista", si bien decenas de asociaciones y algún partido político ya se han adherido a ella.

Cuando pasen las elecciones europeas del próximo domingo, este movimiento ciudadano espontáneo se presentará públicamente, seguramente en la calle, para explicar los detalles de la concentración convocada para el día 13 y mantener el espíritu que lo impulsó: aunar voluntades a través de la red social Facebook. En este caso, contra Francisco Camps.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 1 de junio de 2009