ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

sábado, 7 de marzo de 2009
Reportaje:26ª jornada de Liga

Sabas, el agitador

El segundo de Abel dinamiza y equilibra el vestuario del Atlético

La remontada sobre el Barça tuvo en el vestuario del Atlético el mismo efecto que una olla a presión destapada a las bravas. Una onda de alegría, gestionada "con maestría" por un especialista de la sonrisa, Juan Sabas, acabó con los nubarrones que asolaban el club desde el parón navideño. "Los jugadores estaban sometidos a mucha presión y necesitaban una victoria así. Es una gozada escuchar tantas risas", saborea la mano derecha de Abel Resino, que le reclamó y reclamó hasta que finalmente se incorporó al cuerpo técnico rojiblanco nueve días después de la llegada del preparador manchego. Suficiente para convertirse, en menos de un mes, en el dinamizador del vestuario. "Quién sabe, pero podría ser una de las claves que nos permitan ganar en el Bernabéu 10 temporadas después", afirman sin pestañear en los despachos del Manzanares.

"Sabe cómo sacar lo mejor de ti, crea muy buen rollo", explican los jugadores

"Sabe cómo sacar lo mejor de ti, es de los que piensan que los jefes no tienen que amargarte la vida porque sí. Nada de eso. Crea muy buen rollo", cuentan distintos jugadores. Abel, que también cuenta con el apoyo de Santi Denia, habla de "equilibrio". "Soy muy condescendiente cuando tengo que serlo. Reír cuanto toca reír y serio cuando toca eso. Trato de buscar el equilibrio en lo que hago. Pero no se trata de hacer de poli malo y de poli bueno, ni que eso se lo deje a Santi y Sabas. Se trata de compenetrarnos", insiste el preparador. "Juan, aunque es de lo más extravertido, primero es jugador", puntualiza Manolo, con el que coincidió en el Atlético (1990-94) cuando corría la banda. "Sabe mantener las formas. Hay quien puede confundir su alegría desbordante con pocas luces. Para nada, es muchísimo más listo de lo que parece", añade el ex delantero.

"Por naturaleza es optimista, y la transmite de tal manera que la contagia a quien se arrima... Si le dan cuerda, de un ambiente de funeral te monta el carnaval de Río de Janeiro... Siempre es bueno tener gente así en un equipo, que piensa en el grupo, sin pizca de egoísmo", resuelve Caminero, otro antiguo compañero.

Quienes le conocen dan fe de que Sabas "es un experto en los equilibrios de todo vestuario". "Hablar con los jugadores, mandarles mensajes, hacer de intermediario... No es sencillo, porque él y Santi están entre medias, y el jugador también se les tiene que confiar a ellos", prosigue Abel. "Deben encontrar un punto, navegar de manera que se hagan respetar sin distanciarse del entrenador. Seguro que lo consiguen. Sabas ya fue mi segundo [en el Ciudad de Murcia y en el Levante], qué voy a decir de él. Santi aporta tranquilidad".

"Aparte de ser muy entrañable y de guardar siempre una predisposición ejemplar, ya fuera titular o saliera desde el banquillo, es muy intuitivo", relata Lorenzo Serra Ferrer. El entrenador balear, que dirigió al ratoncillo en el Betis a mediados de los 90, asegura que Sabas "lee como pocos el entorno y sabe gestionar los recursos humanos". "Fuera y dentro del campo era un genio, revolucionaba lo que estaba atascado", concluye.

"Normal que Abel le haya reclamado con tanto ahínco", profundizan desde el Rayo Vallecano, donde Sabas inició su carrera y donde la terminó el actual entrenador del Atlético. "¡Quiero a ese loco! ¡Para mí que era un agitador! Tenía esa palabra de ánimo que a veces andabas buscando", recuerda Futre.

Juan Sabas. / DIARIO AS

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana