Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:CAYO LARA | Coordinador general de Izquierda Unida

"Ilegalizar partidos es peligroso. ¿Por qué no a los que invadieron Irak?"

Muy a su pesar, acaba de renunciar al acta de concejal en Argamasilla de Alba (Ciudad Real), el pueblo donde nació hace 56 años y del que fue alcalde. "Imposible compatibilizarlo con esto", dice. "Esto" es la coordinación de IU, a la que Cayo Lara (ex líder sindical agrario, hombre del PCE) fue aupado hace dos meses. Habla desde el despacho que perteneció a Gaspar Llamazares. Rodeado de papeles con las cifras de la crisis.

Pregunta. En su último discurso apeló a Marx para explicar la crisis. ¿Marx ha vuelto?

Respuesta. Yo creo que no se ha ido nunca. Él predijo que el sistema generaría contradicciones que estamos viendo en esta crisis. Una crisis que no es sólo financiera sino de civilización. La radiografía que hizo Marx es ésta que estamos viendo: el capitalismo no tiene mesura, no tiene límites, es el beneficio a costa de lo que sea. Y mucha gente está volviendo ahora los ojos a Marx.

"Marx no se ha ido nunca, y ahora muchos vuelven los ojos a él"

P. IU reclama una banca pública. ¿Habría evitado eso la crisis?

R. Sí, una banca pública no hubiera hecho inversiones especulativas. Naturalmente, si la política que orienta al Gobierno es el neoliberalismo, la banca pública no tiene sentido. Salvo para salvar a los bancos.

P. ¿El Gobierno de Zapatero ha ido a salvar a los bancos?

R. No cabe ninguna duda. En 2008 tuvieron 19.000 millones de beneficios, y ahora, cuando tienen pérdidas, vienen a pedirnos a todos que los salvemos. Y la opción del Gobierno ha sido ir a salvar a los bancos.

P. Últimamente apela usted, junto a "los trabajadores", a "los medianos empresarios". ¿IU los ha desatendido?

R. No lo sé... Somos conscientes de que el 80% del empleo lo generan las pymes. Los empresarios no son todos unos especuladores, una fuerza de izquierdas tiene que contemplar los problemas de las pymes. Queremos que sean compañeros de viaje.

P. ¿Hay razones para convocar una huelga general? ¿Contra qué medida del gobierno sería?

R. Cada día hay 6.300 desempleados más: el equivalente a una ciudad de 13.000 habitantes que se queda parada. La huelga general la decidirán los sindicatos, pero mi opinión es que sí hay condiciones para ello.

P. Pero la huelga suele ser contra una política concreta...

R. Solbes y Zapatero nos han instalado en la desesperanza. Sólo han ofrecido el plan para los ayuntamientos y 50.000 millones para comprar activos de la banca, sin controles: claro, la banca ha cogido el dinero y se ha puesto a tapar sus agujeros. La huelga sería un acto de protesta masivo para forzar un giro en la política económica del Gobierno, que no debe sentarse con los banqueros sino con sindicatos y fuerzas de izquierda para dar un cambio de rumbo al país.

P. ¿Por dónde iría ese cambio de rumbo?

R. Intervención pública en la economía. Y lo más importante: una política fiscal progresiva. El PP bajó los impuestos y se dejaron de ingresar en las arcas del Estado 7.800 millones de euros cada año. Después vino la reforma fiscal del PSOE y se dejaron de ingresar 4.000 millones al año. Más tarde Zapatero hizo la oferta de los 400 euros: 5.600 millones menos. Y suprimió el impuesto de patrimonio. Todo esto ha adelgazado al Estado. ¡Si lo que pide IU es volver a la política fiscal progresiva de Felipe González! Lo que se ha hecho es dar marcha atrás...

P. ¿Zapatero es más de derechas que González?

R. Zapatero está entregado a desarrollar el neoliberalismo. Cada vez hay menos Estado.

P. ¿Prefiere como socio en Euskadi a PNV o PSE?

R. Lo decidirán los vascos.

P. ¿No tiene preferencia?

R. No. La cuestión es el programa. Y debería tomarse nota de la política pública de vivienda que ha hecho EB a pesar de estar en un gobierno del PNV.

P. Pero EB apoyó el soberanismo... ¿Renuncia IU a aplicar su política nacional en Euskadi?

R. Hay que intentar convencer, no vencer. Tenemos que respetar su voluntad. Somos conscientes de que eso puede molestar a votantes de IU en el resto de España, pero yo no puedo imponer, porque eso me provoca una factura.

P. ¿Le alegra o le molesta que el Supremo haya anulado las listas de D3M y Askatasuna?

R. No compartimos la ilegalización, es tremendamente peligroso ilegalizar a la gente por no condenar a ETA. ¿Ilegalizamos a los que no han condenado la invasión de Gaza? ¿A los que apoyaron la invasión de Irak? Es sólo una pregunta que dejo en el aire. Es que eso de la ilegalización es muy peligroso. Y no ayuda a resolver el problema del País Vasco: creamos mártires.

P. ¿Y no es peligroso tener en las instituciones a partidos que apoyan a ETA?

R. La preocupación de que estén ahí es más indiferente. Si hay partidos que sirven a ETA, hay que lograr que los ciudadanos no les voten. El tema del País Vasco tapa como una inmensa cortina de humo los problemas sociales de España.

"Cuba da lecciones al mundo"

Pregunta. ¿Por qué defiende Izquierda Unida la dictadura en Cuba?

Respuesta. Bueno, hay un concepto de dictadura... Es un modelo que los cubanos se han dado después de una revolución de 50 años. Los cubanos son los que tienen que decidir qué modelo quieren.

P. ¿Con elecciones democráticas o cómo?

R. Ellos tienen elecciones, sólo que con partido único. Yo de Cuba me quedo con esto: es un país que, empobrecido por el bloqueo, ha sido capaz de transmitir más solidaridad que muchos países desarrollados de Europa: profesores, médicos enviados a otros países para curar a gente... A Cuba hay que valorarla comparándola con los países de su entorno, no con Suecia. Y, comparada con su entorno, Cuba ha dado lecciones al mundo. Ellos tendrán que hacer su transición: con Fidel, sin Fidel, con Raúl, sin Raúl, pero ellos son los que lo van a decidir.

P. ¿Y no se puede aplaudir esos avances del régimen cubano pero pidiendo a la vez respeto a las libertades individuales?

R. Pero, ¿con quién los comparamos? Nosotros, por ejemplo, tenemos una ley electoral que hace que a IU le cueste siete veces más que al resto de partidos tener un diputado en el Congreso. Es que nos cuesta mucho trabajo ir a dar lecciones de democracia a nadie...

P. Hombre, pero hay diferencias, ¿no?

R. Sí, sin duda. Pero aquí PSOE y PP han decidido extinguir a una fuerza política con esa ley tramposa. ¿De qué democracia hablamos? ¿España va a dar lecciones a Cuba y decirles cómo tienen que hacer su democracia? ¿Damos ejemplo con esta democracia nuestra?

* Este articulo apareció en la edición impresa del Lunes, 16 de febrero de 2009

Más información