ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

jueves, 5 de febrero de 2009

Hallado el rastro más antiguo de vida animal

El colesterol fósil de unas esponjas tiene 635 millones de años

La Tierra, como el resto del sistema solar, se formó hace 4.500 millones de años, y los primeros microbios no tardaron mucho en aparecer. Pese a ello, la "explosión" de la vida animal sólo ocurrió al empezar el periodo cámbrico, hace 543 millones de años, una brusquedad que Dar-win reconoció como la mayor dificultad para sus teorías. ¿Por qué la evolución tardó 3.000 millones de años en inventar a los animales? La respuesta parece ser que las condiciones de la Tierra no se lo permitieron antes.

Aunque no lo parezcan, las esponjas son animales -los más primitivos del planeta-, y comparten con nosotros muchas propiedades genéticas y bioquímicas. A diferencia de las plantas y las bacterias, los animales tenemos colesterol, y las esponjas poseen unos compuestos muy relacionados, los esteroles C-30, que dejan rastros fósiles en los estratos geológicos.

Un equipo dirigido por Gordon Love, del Massachusetts Institute of Technology (MIT), ha encontrado ahora abundantes esteroles C-30 originados hace más de 635 millones de años, 100 millones de años antes de la explosión cámbrica. Los resultados se presentan hoy en la revista Nature.

"Nuestros datos representan la evidencia más antigua de vida animal en el registro fósil", dice Love, "e indican que el origen de los animales ocurrió antes de que terminara la última gran glaciación precámbrica". El científico del MIT se refiere a la tremenda glaciación Marinoan, que acabó precisamente hace 635 millones de años.

El inicio del cámbrico (hace 543 millones de años) marca la explosión de diversidad animal en el registro fósil. El periodo anterior (de 1.000 a 543 millones de años atrás) se llama neoproterozoico, e incluye las más brutales glaciaciones conocidas por los geólogos, como la Sturtian y la Marinoan. Algunos científicos creen que fue una era de bola de nieve planetaria (snowball earth en inglés), en la que los casquetes polares llegaban incluso a cubrir hasta el ecuador terrestre.

Los datos también indican que, antes de estas grandes glaciaciones, los niveles de oxígeno en la atmósfera y en los océanos eran muy bajos, tal vez inferiores al 1% de la concentración actual. La conclusión es que la Tierra fue durante la mayor parte de su historia un planeta inhabitable para cualquier cosa mayor que una ameba.

Esponja de la familia Amphimedon.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana