ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

sábado, 29 de noviembre de 2008

Tresserras advierte de que la excusa de la lengua no debe impedir el "asalto al mercado"

Dice Joan Manuel Tresserras que no ha dejado de hacer pedagogía, dentro y fuera de Cataluña, en los dos años que lleva al frente del Departamento de Cultura y Medios de Comunicación. Dentro, explicando que la lengua no es excusa para buscar una mayor presencia en el mercado. "Aún nos llega mucha gente pidiendo ayudas que, de entrada, ya se plantean su proyecto como algo minoritario y al margen del mercado con la coartada de la lengua", explica. "Una cultura militante es una cultura reducida y no podemos tener esta percepción de la cultura catalana, a la defensiva, sino que tenemos que entrar en una época de normalidad. Aquí hay un peligro de guetos muy grande, y esto incluye a la cultura autóctona: uno puede estar en un gueto porque le obligan y también porque no deja entrar a nadie de fuera".

"Hay un gran peligro de guetos, también en la cultura autóctona"

Fuera, la pedagogía se refiere sobre todo al resto de España. "Es difícil estar cómodo en un Estado que no se siente incómodo por el hecho de que muchos de sus ciudadanos consideren que hablar catalán es una anomalía", indicó.

Tresserras realizó ayer un somero repaso de esos dos años. De lo hecho, se apunta la presentación del plan de museos, el énfasis en los planes de fomento de la lectura, el plan integral del circo, la continuidad de Ràdio 4 y del centro de producción audiovisual de Sant Cugat, la Ley de la Corporación Catalana de Medios Audiovisuales y la apuesta por la digitalización, entre otras actuaciones.

Del futuro, señaló que está a punto de firmar un acuerdo marco con el Ayuntamiento de Barcelona en el que se reconozca la colaboración de la Generalitat con los grandes equipamientos ciudadanos. "Queremos fijar unos parámetros del trato de capitalidad", indicó.

Tresserras recordó que, además de los equipamientos actuales ya consorciados, la Generalitat colaborará en el futuro Disseny Hub Barcelona y en la refundación del Museo de Ciencias Naturales, y añadió que se quiere lograr un acuerdo con el ICUB para crear el nuevo Centro de Arte Contemporáneo, que suplirá la función que hasta ahora ejercía el Centro de Arte Santa Mónica. Indicó que, además de la opción de ubicarlo en Metrónom, se estan barajando otras propuestas.

El consejero desveló que la inversión de la Generalitat en el futuro centro de arte de Carmen Thyssen en Sant Feliu de Guíxols (Baix Empordà), un proyecto de 15 millones de euros, se prevé realizarla con el dinero de un intestado, es decir, con la herencia de un empresario de la localidad que murió sin hacer testamento. Este centro acogerá las exposiciones del Museo Thyssen de Madrid.

Las conversaciones con los ayuntamientos de Barcelona y L'Hospitalet para instalar en uno de ellos el Museo del Cómic y su convencimiento de que en el pleno del Parlament del 17 de diciembre se podrá aprobar la lista de los miembros del Consejo de las Artes, que ya está discutiendo con el presidente de la Generalitat, fueron otros de los temas abordados. Sobre la polémica de las restauraciones de Gaudí, Tresserras admitió la "nula" iniciativa de su departamento.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana