Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Siete hospitales se quedan seis horas sin sistema informático

Sanidad insiste en que los pacientes fueron atendidos con normalidad

"No se podía hacer nada, absolutamente nada", contaba ayer un médico de guardia del nuevo hospital Puerta de Hierro. Durante casi seis horas, entre las 13.30 y las 19.00, siete de los ocho nuevos hospitales madrileños se quedaron sin sistema informático.

Ni médicos ni enfermeras ni administrativos pudieron acceder en ese tiempo a la Intranet ni al programa informático llamado Selene. En él se archivan las historias clínicas de los pacientes, y es con el que además se piden pruebas diagnósticas, se detalla la medicación y hasta la dieta que debe seguir cada persona. No podían hacer nada porque en los nuevos hospitales, que la Consejería de Sanidad publicita como "hospitales sin papeles", todo, absolutamente todo, pasa por ese programa. La solución, tras unas horas de "confusión", fue volver al papel."Para salir del paso, empezamos a buscar folios en los armarios y a escribir a las enfermeras lo que tenían que poner", contaba el médico de guardia del hospital Puerta de Hierro, que pidió el anonimato. Todo el funcionamiento del hospital se ralentizó. Los tratamientos se retrasaron. Los diagnósticos, también. "Sigo con pacientes que podían estar en planta o en casa a primera hora de la tarde", decía el médico a las 20.00.

Un cuadro que se repetía en los hospitales de Vallecas y Coslada. "No podíamos pedir pruebas diagnósticas en red, y eso ralentizaba todo", explicaba también una doctora del hospital del Henares. "Las etiquetas de los tubos de análisis, a mano. Las altas, en folios. Las hemos hecho en el programa Word. No sirven para nada. Los pacientes tendrán que volver otro día a por su expediente". Los médicos y enfermeros del hospital del Henares aseguran que no es la primera vez que se cae el sistema. "Nunca tantas horas", aclaró una enfermera.

La caída del programa la provocó una bajada de tensión eléctrica en la zona de Tres Cantos, donde está el centro tecnológico que aloja el servidor central de los nuevos hospitales, según la Consejería de Sanidad. Los hospitales afectados fueron el nuevo Puerta de Hierro (Majadahonda), el Infanta Leonor (Vallecas), el Infanta Sofía (San Sebastián de los Reyes), el Infanta Cristina (Parla), y los hospitales del Sureste (Arganda), del Tajo (Aranjuez) y del Henares (Coslada). El Infanta Elena (Valdemoro) se libró porque no utiliza este sistema. La portavoz de Sanidad insistió en que los pacientes fueron "atendidos con normalidad" y que la asistencia no se vio afectada. Los fines de semana no hay consultas externas ni cirugía programada, por lo que sólo se hicieron operaciones de urgencias. Según la consejería, los quirófanos, que también están informatizados, trabajaron sin problemas. "Los hospitales no se han apagado; la informática local ha funcionado", señalaron.

Fue el servicio de urgencias el que más sufrió las consecuencias de las demoras. "Tenemos que ir corriendo de un lado para otro para llevar historias, análisis...", explicaba ayer una enfermera de este departamento del hospital de Vallecas. Los pacientes esperaban tres horas para que el médico viese sus radiografías. "Esto es un caos. Un día normal no lo habríamos sacado adelante", apuntó un enfermero en Vallecas.

"Esta mañana me han operado porque se me había cerrado la garganta. No podía respirar ni comer", explicó Óscar, de 32 años, en urgencias del hospital del Henares. A las 12.30 le informaron de que ingresaría en una habitación. A las 20.35 seguía sentado en un pasillo de urgencias. "Me han dicho que hay un problema con los ordenadores", masculló.

"Todo está informatizado: las pruebas analíticas, el radiodiagnóstico, las dietas, las medicaciones... Y nada ha funcionado", constató ayer Alfonso Merino, un portavoz de UGT-Madrid, tras hablar con sus representantes en los hospitales. La situación fue, a su juicio, "un follón", especialmente en el hospital de Vallecas. "Nos preocupa que no haya un sistema de vigilancia y de control para evitar esta situación. Un hospital no puede permitirse que el sistema se caiga", protestó.

Fallo en el sistema informático

- Caída del programa. Una bajada de tensión eléctrica en la zona de Tres Cantos, donde está el centro tecnológico que aloja el servidor central de los nuevos hospitales, provoca la caída del sistema informático.

- Siete de los ocho nuevos hospitales. Los hospitales afectados fueron el nuevo Puerta de Hierro (Majadahonda),

el Infanta Leonor (Vallecas), el Infanta Sofía (San Sebastián de los Reyes), el Infanta Cristina (Parla), y los hospitales

del Sureste (Arganda), del Tajo (Aranjuez) y del Henares (Coslada). El hospital Infanta Elena (Valdemoro) se libró porque no utiliza el mismo sistema informático.

- Seis horas sin conexión. La avería se produjo entre la una y media y pasadas las siete de la tarde.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 19 de octubre de 2008

Más información