Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
INVESTIGACIÓN BÁSICA | Partículas elementales

Nobel a tres físicos por desvelar las simetrías rotas de la naturaleza

La física de partículas elementales, que estudia los componentes más básicos del universo, se apunta este año otro Premio Nobel, que se suma a los muchos recibidos en un siglo. Tres científicos teóricos japoneses, Yoichiro Nambu (con nacionalidad estadounidense), Makoto Kobayashi y Toshihide Maskawa han sido elegidos por la Real Academia Sueca en reconocimiento a sus descubrimientos, en los años sesenta y setenta, de procesos fundamentales del funcionamiento del microscosmos, en concreto las rupturas de simetrías.

La física de partículas elementales, que estudia los componentes más básicos del universo, se apunta este año otro Premio Nobel, que se suma a los muchos recibidos en un siglo. Tres científicos teóricos japoneses, Yoichiro Nambu (con nacionalidad estadounidense), Makoto Kobayashi y Toshihide Maskawa han sido elegidos por la Real Academia Sueca en reconocimiento a sus descubrimientos, en los años sesenta y setenta, de procesos fundamentales del funcionamiento del microscosmos, en concreto las rupturas de simetrías.

Esto permite entender, entre otras cosas, la pequeñísima asimetría entre materia y antimateria y, en consecuencia, por qué en el universo inicialmente simétrico sobrevivió un poquito más de materia que de antimateria y, por tanto, existe ahora todo lo que existe. La desproporción es ínfima (una partícula de más de materia por cada 10.000 millones de partículas de antimateria) pero suficiente para hacer estrellas y planetas y seres vivos. Hay que tener en cuenta que la materia y la antimateria se destruyen al tocarse, por lo que si el universo hubiera sido perfectamente simétrico en sus inicios, se habría autoaniquilado.

El ejemplo más clásico para explicar una simetría en la naturaleza y cómo se rompe es el del lápiz puesto verticalmente, que no apunta hacia ningún punto cardinal concreto, pero es inestable. En cuanto cae, se rompe la simetría, ya apunta hacia algún lado y no puede recuperar su estado anterior. Este mecanismo es esencial en el Modelo Estándar, la teoría que describe las partículas elementales y las fuerzas de interacción entre ellas.

Nambu (Instituto Enrico Fermi, Chicago), nacido en Tokio hace 87 años, introdujo el mecanismo de ruptura espontánea de la simetría en el contexto de la física de partículas. Kobayashi (Instituto Kek, en Tsukuba, Japón), de 64 años, y Maskawa, (Instituto de Física Teórica de Kioto), 68 años, propusieron el mecanismo de ruptura de la simetría entre materia y antimateria y predijeron la existencia de tres familias de quarks (seis partículas en total) en el Modelo Estándar -explica el comité Nobel-, familias cuya existencia se ha demostrado después experimentalmente. Nambu recibirá la mitad de la dotación del Nobel (un millón de euros en total) y sus dos colegas compartirán el otro 50%.

* Este articulo apareció en la edición impresa del Miércoles, 8 de octubre de 2008