ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

martes, 10 de junio de 2008

Una mafia convenció a párrocos para oficiar 400 bodas amañadas

21 detenidos en Castellón por ofrecer matrimonios de conveniencia a inmigrantes

Tenían localizadas las iglesias en las que el control de la documentación exigida para las bodas era menos riguroso, convencían al párroco de que les urgía casarse y acababan celebrando una boda de conveniencia que permitía regularizar su situación en España a uno de los contrayentes. Así actuaba una mafia que ha desarticulado la Policía Nacional en Castellón con la detención de 21 personas. La banda ha amañado desde 1999 unos 400 matrimonios, según calculan los agentes.

San Juan Bautista y Santa María del Mar, en el municipio castellonense de Benicarló, fueron dos de las iglesias elegidas, además de otra docena de parroquias en pueblos de Castellón, Valencia, Alicante, Zaragoza, Teruel, Tarragona, Barcelona, Madrid, Cuenca, Guadalajara, Zamora, Almería y Murcia. Hasta la parroquia llevaban a los supuestos novios, poco antes de que se cumpliera el horario de cierre y tras un breve encuentro en el que acordaban sus respuestas ante el sacerdote. Abusando de las facilidades que otorgaba el cura, reclamaban una fecha, lo más próxima posible, para la celebración. Para convencer al párroco, alegaban incluso que a la pareja le quedaba poco tiempo para "sellar su compromiso" dada la situación irregular de uno de ellos por su condición de extranjero.

El cabecilla, ahora detenido, ofrecía un montaje "integral", que incluía la falsificación de certificados de bautismo católico o de otro tipo de documentos, las visitas al párroco, los testigos para el enlace e, incluso, público para la ceremonia. Todo, menos el banquete.

Según fuentes policiales, los españoles captados para posibilitar estos matrimonios de conveniencia, en su mayor parte mujeres, se buscaban entre grupos marginales, con edades comprendidas entre 18 y los 30 años. Las bodas, que en todos los casos fueron canónicas, tenían un coste de 10.000 euros para el inmigrante, de los que el contrayente español recibía 3.000.

La organización desmantelada ahora, la quinta a lo largo del año en España y la tercera en menos de un mes y medio en la Comunidad Valenciana, organizaba los llamados matrimonios blancos para que inmigrantes, preferentemente nigerianos y paquistaníes, obtuvieran una autorización de residencia en España. La operación dirigida desde la Comisaría Provincial de Castellón se ha denominado precisamente Níger y en ella han sido detenidos 16 ciudadanos españoles y cinco de nacionalidad nigeriana. En la mayoría de los enlaces organizados por esta banda, los contrayentes eran conocedores de su situación. Las detenciones se llevaron a cabo durante una operación efectuada el pasado día 2 de junio y los detenidos están acusados de delitos de asociación ilícita, usurpación del estado civil, favorecimiento de la inmigración ilegal, falsedad documental y, en algún caso, bigamia.

El cabecilla, un individuo de nacionalidad nigeriana, exhibía un alto nivel de vida. Vivía en un gran chalé en Castellón, conducía cuatro coches de gama alta y disponía de una segunda residencia en la que daba cobijo a sus compatriotas antes de celebrarse las bodas. Según fuentes policiales, tiene antecedentes por varios delitos cometidos antes de 1999. Ésa fue la fecha en la que comenzó a funcionar la organización ahora desarticulada a través de la cual se ha podido embolsar cerca de tres millones de euros.

Dada la implicación de párrocos en el modus operandi de esta mafia (otras de las organizaciones desmanteladas este año efectuaban los matrimonios por la vía civil), ha sido necesaria la colaboración eclesiástica. Los obispados de Segorbe-Castellón, Tortosa y Tarragona han aportado datos a la investigación. En Castellón, por ejemplo, la tramitación de expedientes cuando en las bodas intervienen extranjeros se realiza en las parroquias, lo que ha facilitado el fraude por parte de la banda desmantelada. Este periódico trató ayer, sin éxito, de que el obispado de Segorbe-Castellón explicara su opinión. El arzobispado de Valencia, al conocer la noticia, recordó en un comunicado que mantiene desde hace un año un nuevo sistema de "máximos controles" para evitar la celebración de uniones fraudulentas.

Cinco bandas desmanteladas este año

- Párrocos de las pedanías de Murcia alertaron de la primera red, detectada en febrero, que ahora investiga la fiscalía. Habría organizado unas 200 bodas de conveniencia.

- En Pamplona, una trama desmantelada en marzo cobraba hasta 15.000 euros por cada uno de los 60 matrimonios de conveniencia que se le atribuyeron.

- Un gestor dirigía la primera mafia de bodas civiles desmantelada en la Comunidad Valenciana en el mes de abril. Hubo 13 detenciones.

- Cuatro hermanas montaron una red desmantelada en Valencia en el mes de mayo con la que casaron a cerca de 300 parejas. Hubo 19 detenidos.

- La policía nacional detiene en Castellón a 21 personas por organizar unas 400 bodas de conveniencia. Buscaban parroquias con pocos controles, y cobraban 10.000 euros por organizar la ceremonia.

Un policía muestra parte del material incautado a la banda que tramitaba bodas falsas. / EFE

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana