Selecciona Edición
Iniciar sesión
Los secretos de la guerrilla colombiana

Interpol certifica que los ordenadores de las FARC no fueron manipulados

El organismo policial asegura que los portátiles pertenecían a Raúl Reyes

Las autoridades colombianas no manipularon el contenido de los ordenadores incautados a Raúl Reyes, número dos de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), muerto en un ataque militar el 1 de marzo contra su campamento en la selva ecuatoriana. Así lo certificó ayer Ronald Noble, secretario general de la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol), al presentar las conclusiones del minucioso peritaje forense practicado a los tres portátiles, las tres memorias USB y los dos discos duros externos del jefe guerrillero.

"Interpol concluye que no hubo ningún tipo de alteración, repito, ninguna alteración de los datos", dijo Noble. "Nadie podrá cuestionar nunca si Colombia manipuló la prueba". No sólo eso: el organismo policial certifica que los equipos incautados "pertenecen a Raúl Reyes" y que sus contenidos se remontan "a muchos años" atrás.

]]>Vea la página de la Interpol

Con este contundente dictamen, Interpol echa por tierra los argumentos esgrimidos por los presidentes de Venezuela, Hugo Chávez, y de Ecuador, Rafael Correa, que acusaron al Gobierno de Colombia de haber manipulado el contenido de los portátiles o de haber "plantado" los ordenadores en el campamento.

Tal y como anticipó EL PAÍS, de los documentos hallados en los ordenadores se desprende que Hugo Chávez aportó armas y dinero a las FARC, que adiestraron a grupos afines al chavismo. Otros correos indican que las FARC contribuyeron con al menos 100.000 dólares (unos 64.000 euros) a la campaña electoral de Correa, en 2006.

Noble explicó que el peritaje fue exclusivamente técnico, limitado al examen forense en materia informática, y que Interpol no se pronuncia sobre el contenido específico de los archivos. Pero sí aseguró que en todo momento se preservó la cadena de custodia, algo fundamental para el Gobierno de Colombia, que podrá usar los documentos como prueba en futuros procesos judiciales. Noble felicitó a la policía colombiana por su trabajo "profesional, honorable y efectivo".

El secretario general de Interpol entregó el informe en la sede del Ministerio de Exteriores, en Bogotá. Con él estaba Bernhard Otupal, presidente del grupo de especialistas de Interpol en investigación informática forense.

El trabajo ha sido titánico. Desde el pasado 12 de marzo, un equipo de 64 expertos de 15 países trabajó más de 5.000 horas en el análisis de 37.872 documentos de texto, 452 hojas de cálculo, 210.888 imágenes, 10.537 archivos multimedia y 7.989 direcciones de correo electrónico, "que serán muy importantes", acotó Noble, "para investigaciones antiterroristas en Colombia y en otros países". El jefe de Interpol alabó el esfuerzo realizado por los expertos internacionales y rechazó cualquier pretensión de cuestionar la independencia del organismo. "Aceptamos la petición de Colombia sabiendo que íbamos a estar expuestos a ataques injustos. Nuestro papel es exclusivamente técnico. No tenemos ningún interés personal".

El secretario de Interpol explicó que Colombia es el primer país que "ha permitido que información clasificada salga" de sus fronteras para ser analizada. Antes de comenzar los trabajos, Noble se ofreció a reunirse con mandos policiales de Ecuador y Venezuela para explicarles el proceso e invitarles a participar, pero no obtuvo respuesta.

Los datos de la inspección

- 64 expertos de 15 países estudiaron los ordenadores durante 60 días.

- En los portátiles de Reyes se encontraron más de 600 gigas de datos, 37.872 documentos escritos, 452 hojas de cálculo y 210.888 imágenes.

- 983 archivos encriptados han sido hallados en los ordenadores.

* Este articulo apareció en la edición impresa del Viernes, 16 de mayo de 2008

Más información