Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
ELECCIONES 2008 | Ex presidentes en campaña

Aznar: "Zapatero sigue negociando con ETA"

Arremete contra Cuba tras comer con Gaddafi

El ex presidente del Gobierno José María Aznar irrumpió ayer con fuerza en la campaña electoral para asegurar que José Luis Rodríguez Zapatero nunca ha dejado de negociar con ETA y lo seguirá haciendo si gana las elecciones. Aznar participó anoche en su primer mitin en el pequeño pueblo de Grado, muy cerca de Oviedo, adonde llegó procedente de Libia, donde el líder libio Muammar el Gaddafi le ofreció un banquete. Esa circunstancia no le impidió arremeter contra el régimen castrista tras la retirada de Fidel como presidente.

Aznar especuló sobre las razones por las que, según él, el presidente del Gobierno "nunca dice que si gana las elecciones no va a negociar de ninguna manera con la banda terrorista ETA". Aznar aseguró que no reniega radicalmente de los contactos con la organización "porque nunca ha dejado de hacerlo [negociar] y tampoco ahora".

"Cuando dijo que no lo hacía, lo hizo, lo está haciendo y si gana, lo seguirá haciendo, por eso no dice que no va a negociar con los terroristas", afirmó Aznar, para quien es demostrable que se puede acabar con el terror en España.

Aznar llegó a Grado tras su paso por Sirta (Libia), donde el pasado miércoles el coronel Muammar el Gaddafi "le ofreció un banquete", según la agencia oficial libia Jana. Es el segundo encuentro gastronómico con el que Gaddafi le agasaja desde diciembre. El anterior fue en Sevilla, durante la estancia privada del líder libio en España que precedió a su visita oficial.

Horas antes de viajar a Sirta, Aznar suscribió una declaración conjunta con el ex presidente de la República Checa Vaclav Havel, en la que aseguran que la sustitución de Fidel Castro por su hermano Raúl no significa la democratización de Cuba, sino "la prolongación de la tiranía". El texto fue publicado en Praga por el Comité Internacional para la Democracia en Cuba justo cuando Aznar estaba en Libia.

El número de presos de conciencia en ese país duplica al de Cuba. La Asociación Iberoamericana por la Libertad señalaba el pasado diciembre que en la isla había 234 presos de conciencia. El Comité de Solidaridad con los Presos Libios de Conciencia indicaba ese mismo mes que el número de los encarcelados por motivos políticos en el país africano se elevaba a 450.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 29 de febrero de 2008