Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los ediles de Morata dimitirán si se crea la central térmica

El Gobierno ha aprobado ya la expropiación de los terrenos

Los 13 concejales del Ayuntamiento de Morata de Tajuña dimitirán de sus cargos si el Gobierno central construye finalmente una central térmica en la localidad. Según confirmó el Consistorio, existe un acuerdo entre todos los ediles de la corporación (seis del PP, tres del PSOE, tres de Unidos por Morata y uno de IU) para abandonar sus actas en caso de que el proyecto, que cuenta con declaración favorable de impacto ambiental y ha sido aprobado por el Consejo de Ministros, continúe su marcha.

La medida de presión llega apenas unos días después de que la Delegación del Gobierno en Madrid aprobase el inicio del proceso de expropiación del suelo sobre el que se levantará la planta, que se ejecutará el próximo día 12 de marzo con el levantamiento de las actas de ocupación.

"Si no logramos paralizar el proyecto todos los miembros de la Corporación Municipal dimitiremos de nuestros cargos", explicó el responsable de Hacienda de la localidad, Ángel de Oteo. La infraestructura ha contado desde que se anunció su construcción con la oposición de la mayor parte de los vecinos de Morata, así como del Ayuntamiento y de los municipios cercanos como Arganda del Rey, Perales de Tajuña, Chinchón, San Martín de la Vega o Valdelaguna. También la Comunidad de Madrid pidió en octubre del año pasado, con el apoyo de PP, PSOE e IU, la paralización de la central.

Sin embargo, el Gobierno de Zapatero parece decidido a no dar marcha atrás en su pretensión de construir esta central de ciclo combinado de 1.200 megavatios que construirá la empresa Morata Energía SL, participada al cien por cien por la sociedad belga Electrabel. Según los grupos ecologistas, la planta emitirá en una hora hasta 434 toneladas de CO2 y 373 kilogramos de óxidos de nitrógeno.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 18 de febrero de 2008