Selecciona Edición
Iniciar sesión

La marca Locking Shocking desaparece

Los problemas financieros ponen fin a una década de creación en pareja

El calendario de la próxima Pasarela Cibeles confirmó ayer la desaparición de la marca Locking Shocking, formada por Ana González y Óscar Benito y una de las más sólidas eternas promesas de la moda española. Diez años ha durado la aventura de dos licenciados en Bellas Artes y su propuesta estética, que combinaba en su discurso las intervenciones artísticas y el diseño.

Hace tiempo que la relación entre estos amigos, antes inseparables, se había enfriado. Pero el golpe final vino de los que parecían destinados a salvarlos. "Hace un año firmamos con unos socios para consolidar la marca. Antes no había dinero para producir la ropa", cuenta Benito, de 36 años. Pero, asustados por las pérdidas, en septiembre los socios dejaron de pagar. "Hay quien quiere invertir sin conocer este mundo", argumenta González, de 37. "Obtener rentabilidad en un año y con mínimo dinero. Y eso es imposible".

La maltrecha relación entre ellos no aguantó este último palo. González decidió continuar, pero sola. El nombre, como el dinero, se lo llevaron los socios, así que el 14 de febrero se presentará en Cibeles como Ana de Locking. Su antiguo compañero no tiene tan claro su futuro. "Me gustaría seguir contando cosas, quizá con vídeo o música". Y dice que la separación ha sido civilizada: "La gente piensa que hemos acabado fatal, pero no es verdad. No somos amigos, pero hay una cordialidad. Tienen que cicatrizar las heridas. Va a ser bueno para los dos".

* Este articulo apareció en la edición impresa del Miércoles, 16 de enero de 2008