ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

martes, 16 de octubre de 2007

Zapatero pide a la banca que no corte el crédito a las inmobiliarias

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, hizo ayer un inusual llamamiento (o advertencia) al sector financiero, bancos y cajas de ahorros. "Desde la perspectiva del Gobierno, la fortaleza del sistema económico aconseja que las entidades de crédito, aun manteniendo el principio de seguridad, estén abiertas para seguir manteniendo un nivel razonable de crédito para la economía de nuestro país, en particular para el sector inmobiliario", de modo que la crisis financiera no repercuta en la concesión de hipotecas.

La deuda de las inmobiliarias superó en el segundo trimestre del año los 282.000 millones de euros. Hace dos semanas, la promotora inmobiliaria Llanera pidió concurso de acreedores (similar a la suspensión de pagos) por 740 millones, después de que Bancaja y la Caja de Ahorros del Mediterráneo reclamaran los préstamos realizados a la empresa.

Durante su intervención en el Foro ABC, Zapatero trasladó esta reflexión a las instituciones financieras, en particular en lo referido al sector inmobiliario, que representa, según dijo, el 5% o el 6% del PIB. Preguntado expresamente por si tenía conocimiento de que la banca esté restringiendo el crédito, el jefe del Ejecutivo indicó, con cierta diplomacia, que las entidades de crédito se encuentran a la "expectativa" debido a las turbulencias financieras derivadas de la crisis subprime en Estados Unidos, y precisó que "no hay ningún atisbo de recesión" que justifique esta situación.

Según Zapatero, es preciso "superar" la situación de "esperar y ver" que tienen algunas instituciones financieras. "Cada día que pasa, la situación está más relajada, y ello nos permitirá ver una reactivación", añadió Zapatero, tras apuntar que a tenor de cómo evolucionan las Bolsas en los últimos días, "no parece" que las economías vayan a tener "muchos problemas" para volver a contar con una "confianza plena".

Tradicionalmente, en el sector financiero se reciben con recelo este tipo de comentarios, que se interpretan como una injerencia en su actividad, ya regulada y supervisada por el Banco de España.

Broma con Rato

El líder de los socialistas no obvió una referencia a las previsiones económicas del FMI sobre la economía española, que se dispone a rebajar la estimación de crecimiento del PIB español al 2,7% en 2008. Así, Zapatero elogió la gestión del vicepresidente económico, Pedro Solbes, "que ha ido acertando moderadamente en las previsiones de crecimiento y cumpliendo con su palabra de conseguir superávit. Quien no ha acertado con la economía española es el FMI, que se ha equivocado un rato", en un juego de palabras con el nombre del director gerente del organismo, Rodrigo Rato, que fue vicepresidente con el Gobierno del Partido Popular. Las previsiones del FMI sobre España para los años 2005, 2006 y 2007 han sido inferiores a las reales.

Zapatero también alabó a los empresarios.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana