Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno planea eliminar todas las ingenierías superiores

Los directores de estas escuelas y los colegios profesionales piden la paralización del proyecto

Las 10 ingenierías superiores que actualmente se imparten en España y sus respectivos colegios profesionales desaparecerán, según se desprende de un documento enviado por el Gobierno al Consejo de Coordinación Universitaria. El texto, al que ha tenido acceso EL PAÍS, equipara los estudios superiores con los técnicos, dejándolos en un único título de Grado por cada especialidad, de cuatro años de duración. Los responsables de las escuelas superiores de ingeniería y de sus colegios profesionales han firmado un manifiesto para pedir la paralización de este proyecto. Con el cambio que planea el Gobierno, las profesiones relacionadas con la ingeniería que están reguladas en dos niveles de ejercicio, con responsabilidades civiles diferentes, quedarán reducidas a una sola.

Los ingenieros de Caminos tienen la atribución, por ejemplo, de hacer una autovía o una presa o una obra como el puente de la bahía de Cádiz, mientras que los ingenieros técnicos de Obras Públicas no, pero pueden realizar una pavimentación de una calle o una canalización de riego. La diferencia está en la complejidad y en el volumen de las obras.

El documento, de 15 folios, que ha desatado la alarma en las escuelas de ingeniería superior, los colegios profesionales y entre algunos rectores fue enviado la semana pasada por el Ministerio de Educación a los miembros de la subcomisión de Enseñanzas Técnicas del Consejo de Coordinación Universitaria. Se trata del texto en el que se dan las instrucciones para la elaboración de los títulos de cara a la convergencia europea de educación superior -el llamado Proceso de Bolonia-. En él se regulan los cambios tanto en la estructura de los títulos como en las atribuciones profesionales que éstos deben experimentar antes de 2010.

"Los nuevos títulos de Grado, cuya duración se ha fijado en 240 créditos [ cuatro años de carrera] sustituyen a los estudios universitarios actuales, denominados de ciclo corto, a los de ciclo largo y sólo de segundo ciclo", especifica el documento. Esto implica que las profesiones relacionadas con la ingeniería que actualmente están reguladas en dos niveles de ejercicio -a uno se accede tras superar una ingeniería superior y al otro tras una ingeniería técnica- y que tienen responsabilidades civiles diferentes quedarán reducidas a una sola.

Más de 150.000 estudiantes

Las titulaciones afectadas son las de Ingeniero Aeronáutico; Agrónomo; de Caminos, Canales y Puertos; Industrial; de Minas; de Montes; Naval; de Telecomunicación; Informática, y Química (éstas dos últimas no tienen en la actualidad atribuciones profesionales reguladas). En España hay más de un centenar de escuelas superiores de ingeniería de las diferentes especialidades, que imparten 190 títulos superiores en alrededor de una treintena de universidades. De los más de 350.000 estudiantes matriculados en carreras técnicas en España, más de 150.000 estudian ingenierías superiores. De ellos, cada año se licencian unos 50.000.

"Se va a acabar con buena parte de la concepción creativa, innovadora y puntera que tiene la ingeniería española", señala Jesús Félez, director de la Escuela Técnica Superior de Ingenieros Industriales de la Universidad Politécnica de Madrid y presidente de la Conferencia de Directores de Ingeniería Industrial.

"Las ingenierías técnicas y superiores de una misma especialidad, como Telecomunicaciones o Caminos, conducen a profesiones distintas y el nivel de conocimientos y formación son totalmente diferentes en unas y otras. Las técnicas están más enfocadas a una aplicación más inmediata de los conocimientos y las superiores están concebidas para incidir más en las ideas, en la I+D+i y con una formación de base mucho más amplia, que no es posible enseñar sólo en cuatro años", explica Félez.

"Lo que pedimos es la paralización del último proyecto del Gobierno y que las ingenierías superiores se equiparen al nivel de Máster con sus atribuciones profesionales, algo que estaría claramente reconocido en los principales países de la UE", añade. El documento señala además que para crear un máster con atribuciones profesionales debe ser aprobado por una ley: "El modelo prevé que, mediante una ley estatal, un máster pueda tener atribuciones profesionales, que hasta ahora podían estar vinculadas o no a uno de los actuales títulos universitarios de Grado".

* Este articulo apareció en la edición impresa del Martes, 10 de abril de 2007