Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cinco comunidades autónomas reclaman la gestión de los aeropuertos

Los responsables de Transportes de las comunidades autónomas dan por superado el actual modelo de gestión de los aeropuertos, en el que AENA centraliza toda la gestión del tráfico y de las infraestructuras. Los representantes de Baleares, Canarias, Cataluña, Comunidad Valenciana y Madrid expusieron ayer su reivindicación común, con algunos matices, de participar en la gestión de los aeródromos y que se dé entrada al capital privado.

El debate sobre los aeropuertos ya está abierto en Europa, sobre todo en lo referido a las tasas que cobran esas infraestructuras. Para discutir la conveniencia de una directiva europea sobre la materia hay convocado un encuentro en Salzburgo (Austria) la próxima semana.

Ayer, los representantes de esas autonomías expusieron sus posiciones en una jornada organizada por la Asociación Española de Compañías Aéreas (AECA). Los cinco coincidieron en que el actual modelo debe cambiarse para dar entrada en la gestión a otras administraciones además de la estatal y en la necesidad de que se permita el capital privado para dotarlo de más eficiencia.

Fomento se ha mostrado dispuesto a dar entrada a otras administraciones y a privados en la gestión, pero manteniendo siempre el control de la red general. La consejera de Transportes de Madrid, Dolores Cospedal (PP), afirma que el "monopolio de AENA" debe desaparecer, pero para dar entrada a fórmulas público-privadas de gestión. Y que desaparezcan los que no sean competitivos.

En cambio, el secretario de Movilidad de Cataluña, Manel Nadal (PSC) quien avanzó que el Gobierno catalán apuesta por que cada aeropuerto sea gestionado por una empresa diferente, en la que la administración autonómica quiere la mayoría, y que compitan entre sí. "Lo siento mucho, pero Reus y Girona tienen que competir", dijo. También explicó que su Ejecutivo quiere crear una agencia (Aerocat) para coordinar todos los que se le transfieran.

La consejera de Baleares, Margarita Cabrer, y el valenciano, José Ramón García Antón, ambos del PP, abogaron por "dominar la gestión" pero implicando a las empresas, sindicatos y otras administraciones para lograr que la eficiencia sea "impresionante". Cabrer hizo hincapié en que la comunidad autónoma debería "tener el control de las tasas" aeroportuarias.

Cabrer y el viceconsejero canario de Presidencia, Miguel Becerra, subrayaron la especial importancia del transporte aéreo en los archipiélagos. "Es nuestro cercanías, se usa para ir al médico", describió gráficamente Becerra.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 27 de abril de 2006