Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los escritores catalanes reclaman derechos de autor a las bibliotecas

Antonio Tabucchi, pregonero de Sant Jordi

La Asociación Colegial de Escritores de Cataluña y la de Escritores en Lengua Catalana difundieron ayer un comunicado en el que reclaman el reconocimiento de los derechos de autor en los préstamos bibliotecarios. Su reivindicación se solapó con los últimos preparativos de la fiesta catalana de Sant Jordi, que se abre hoy con el pregón de Antonio Tabucchi. En esta edición se prevé despachar cinco millones de rosas y recaudar 19 millones de euros por la venta de libros.

En el comunicado, las dos asociaciones de escritores catalanes aseguran que no reivindican "caridad, ni subvención, ni ayuda discrecional, sino derechos reconocidos en los países más respetados por los agentes culturales". Asimismo, atribuyen varios argumentos a la Administración para frenar esta solicitud que rebaten ampliamente. Por ejemplo, las entidades firmantes niegan que el reconocimiento de los derechos de autor en los préstamos bibliotecarios sea contrario a la difusión de la lectura. Además, reclaman el cumplimiento de una directiva comunitaria que "insta a los gobiernos" de los países europeos a reconocer estos derechos.

Los comunicados empiezan a ser ya tan usuales en la gran fiesta catalana de Sant Jordi como la tradición de regalar libros y rosas. Este año, la cita literaria cae en domingo. De ahí que el descuento del 10% en la venta de libros se aplique tanto hoy como mañana para aprovechar el fin de semana. Las previsiones son tan espectaculares como siempre y se prevé despachar cinco millones de rosas y alcanzar una recaudación de 19 millones de euros por la venta de libros, unas cifras similares a las de las últimas ediciones. Eso sí, los puestos en la calle se reservan exclusivamente para mañana. "En Sant Jordi, las librerías catalanas venden en un solo día lo que suelen vender en dos semanas", explica un portavoz del Gremio de Libreros de Cataluña.

Los libreros y floristas sólo tienen un temor: el tiempo, ya que los pronósticos meteorológicos no son demasiado halagüeños y amenaza lluvia. No obstante, la ilusión es mucha y con el pregón de hoy de Antonio Tabucchi queda inaugurada una nueva entrega de Sant Jordi.

* Este articulo apareció en la edición impresa del Sábado, 22 de abril de 2006