ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

sábado, 18 de marzo de 2006
La polémica de los parquímetros

El alcalde que avaló la solvencia de Hixienes admite que esta firma no gestiona parquímetros

La empresa de Casares elaboró un estudio de viabilidad para poner la zona azul en Cangas

Santiago de Compostela 18 MAR 2006

La única relación de la empresa Hixienes con el negocio de los parquímetros antes de ser adjudicataria de este servicio en Madrid fue la realización de un estudio de viabilidad para implantar la zona azul en Cangas do Morrazo (Pontevedra). El alcalde de Cangas, José Enrique Sotelo (PP), firmó un escrito en el que respaldaba a Hixienes y que sirvió al Ayuntamiento de Madrid para justificar la solvencia técnica de esta firma, en respuesta a un recurso que presentó Dornier, una de las sociedades excluidas del contrato. Ahora, Sotelo reconoce que Hixienes no ha gestionado parquímetros.

La empresa Hixienes, que fue escogida, en unión con Sufi, para gestionar una de las nuevas zonas de ampliación del Servicio de Estacionamiento Regulado (SER) en Madrid, nunca ha gestionado parquímetros. Al menos en Cangas do Morrazo.

Pero Hixienes tuvo que justificar la solvencia técnica - la experiencia en el sector- para cumplir con los requisitos del pliego de condiciones del concurso. Para ello, Hixienes presentó ante el Ayuntamiento un papel suscrito por el alcalde de Cangas do Morrazo (Pontevedra), José Enrique Sotelo, en el que informaba de que Hixienes asesoró al Concello para la instalación de parquímetros. Fruto de este asesoramiento es el estudio de viabilidad sobre la implantación de la zona azul en Cangas, municipio de 24.000 habitantes.

El proyecto nunca se llevó a cabo, según explicó ayer a EL PAÍS el alcalde Sotelo, quien admitió su relación personal con el apoderado de Hixienes, Juan Manuel Casares, ex portavoz adjunto del grupo popular en el Parlamento gallego. Sotelo y Casares fueron compañeros en el Parlamento gallego entre 1997 y 1999. El grupo socialista de Cangas do Morrazo aseguró que no ha encontrado en el archivo municipal el mencionado informe, ni el acuerdo por el que fue encargado.

El Ayuntamiento de Madrid consideró avalada la solvencia técnica de Hixienes para encargarse del negocio de los parquímetros después de que la empresa presentase una carta firmada por Sotelo el pasado 14 de noviembre. En ella, el alcalde de Cangas afirma que desde febrero de 2001 la empresa propiedad de la familia de Casares viene prestando servicios en su municipio, entre los que cita la limpieza y mantenimiento de edificios, "gestión de aparcamiento de vehículos" y "asesoramiento para la instalación y desarrollo de zonas de aparcamiento público regulado (zona azul)".

El escrito lleva la firma y el sello del Concello de Cangas, pero no pasó por el registro de salida del Ayuntamiento ni fue visado por el secretario ni ningún otro funcionario. Sotelo matizó ayer a EL PAÍS que toda la relación de Hixienes con el negocio de los parquímetros en Cangas fue el encargo que recibió del Ayuntamiento en 2002 para hacer "un estudio técnico de viabilidad sobre la posible implantación de la zona azul y la construcción de aparcamientos subterráneos". Aunque el informe fue realizado, el gobierno municipal (del PP) descartó finalmente instalar los parquímetros, según el alcalde.

Contrato de limpieza

Al margen de este estudio, la relación de las empresas de la familia Casares con el Ayuntamiento de Cangas se limita a un contrato para la limpieza y el mantenimiento de un auditorio municipal. El beneficiario de ese contrato es la sociedad Limpiezas Faro, la cabecera de un grupo de sociedades que hasta ahora actuaba casi en exclusiva en el sector de la limpieza de edificios e instalaciones industriales.

El regidor de Cangas asegura que firmó el escrito a petición de Miguel Ángel Casares, administrador de las empresas familiares y hermano de Juan Manuel Casares, ex diputado gallego del PP y apoderado de Hixienes. "Vino un día por el Ayuntamiento y me dijo si le podía hacer un justificante porque lo necesitaba para algún concurso público", comentó Sotelo. "Le dije que sí, por supuesto. Yo no sabía nada de lo de Madrid, sólo que se habían presentado a algo en Vigo". Hixienes opta en esta ciudad, también gobernada por el PP, a la adjudicación del servicio de la grúa municipal.

"No recuerdo el contenido del escrito y no sé si su redacción se puede prestar a equívocos", agregó el alcalde, "pero aquí la empresa no ha gestionado parquímetros porque no los tenemos. Sólo realizó el estudio de viabilidad". De hecho, el Ayuntamiento de Cangas ha instalado esta semana media docena de parquímetros en una calle del pueblo -no cobra por aparcar, sólo establece un tiempo máximo autorizado- y los contrató con otra empresa.

José Enrique Sotelo y Juan Manuel Casares coincidieron en la lista del PP por Pontevedra para las elecciones autonómicas de 1997. Los dos años siguientes trabajaron juntos en el grupo popular del Parlamento hasta que Sotelo dimitió para optar a la alcaldía de Cangas. Ambos estaban encuadrados en el sector del PP gallego que aglutinaba el antiguo consejero de Política Territorial de la Xunta Xosé Cuiña. "Conozco a Juan Manuel Casares y tengo relación con él. Sería estúpido negarlo, pero hace tiempo que no lo veo", declaró Sotelo.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana