Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
NOTICIAS Y RODAJES

María Ripoll dirige una comedia agridulce sobre el amor y la muerte

'Tu vida en 65 minutos' adapta una obra teatral de Albert Espinosa, guionista de 'Planta cuarta'

La realizadora catalana María Ripoll anda estos días enfrascada en el rodaje de su nueva película, el cuarto largometraje tras Lluvia en los zapatos, Tortilla soup y Utopía.Se titula Tu vida en 65 minutos y es la adaptación de la obra de teatro homónima de Albert Espinosa, responsable del guión de la cinta. El filme es una comedia agridulce sobre el amor y la muerte protagonizada por un grupo de jóvenes, cuya vida se verá intensamente sacudida en tan sólo un día. Una jornada de domingo que empieza como tantas otras, con un encuentro festivo en un chiringuito de playa, pero que pronto toma un rumbo muy distinto cuando la pandilla lee en el periódico una esquela y el nombre del muerto coincide con el de un compañero de clase a quien hace mucho que perdieron la pista.

El líder carismático, el sensato, el friki, la chica feliz, "personajes muy relacionados con los roles de la adolescencia", según describe Albert Espinosa, integran el grupo de amigos retratado en la cinta. Javier Pereira, Marc Rodríguez, Oriol Vila, Tamara Arias, Nuria Gago e Irene Montalà son los protagonistas de la versión fílmica de esta historia, que llegó al teatro de forma discreta, para una breve temporada de dos semanas, y permaneció en la cartelera barcelonesa casi dos años. En la actualidad sigue representándose en varios países, y su adaptación al cine es, para Albert Espinosa, la guinda de las múltiples satisfacciones que le ha reportado. Para María Ripoll, se trata de un proyecto de encargo, aunque no lo encara como tal. La directora aceptó de inmediato la propuesta de dirigirla porque, dice, se siente muy cercana "al sentido del humor de Albert Espinosa, que quita hierro a las cosas importantes y un poco tristes de la vida para hablar de ellas sin dramatismos".

El trabajo creativo de Albert Espinosa está muy vinculado a su biografía. "El germen de cualquier proyecto está siempre relacionado conmigo", reconoce el autor. Dramaturgo, actor, guionista de cine y de televisión, Albert Espinosa es un optimista forjado en una dura experiencia vital. Desde los 13 a los 22 años vivió en hospitales aquejado de cáncer, unas vivencias recogidas en Los pelones, la obra teatral llevada al cine por Antonio Mercero en la exitosa Planta cuarta, de la que Albert Espinosa es coguionista. "Durante ese tiempo murieron muchos compañeros, pero yo no lo viví como algo dramático", explica el autor.

La pérdida es algo muy presente en la película. Todos los personajes han perdido algo en la vida, pero son capaces de hablar abiertamente de ello, con naturalidad. "Si habláramos más de la muerte todo sería más sencillo", opina el guionista.

Albert Espinosa acude a todas las sesiones de rodaje, que se desarrolla íntegramente en Barcelona y cuyo final está previsto para dentro de tres semanas. María Ripoll, por su parte, agradece esta cercanía, y destaca también la capacidad del guionista para dar "una luz especial" a los personajes femeninos, "una sensibilidad", añade la directora de cine, "que no tienen muchos hombres".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 13 de mayo de 2005