Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA INVESTIGACIÓN DEL 11-M

"Yo acuso"

"Sólo un sentimiento me mueve, sólo deseo que la luz se haga, y lo imploro en nombre de la humanidad, que ha sufrido tanto y que tiene derecho a ser feliz. Mi ardiente protesta no es más que un grito de mi alma. Que se atrevan a llevarme a los Tribunales y que me juzguen públicamente. Así lo espero", escribió Émile Zola el 13 de enero de 1898 en la primera plana del periódico L´Aurore, en su carta abierta al presidente de Francia, Félix Faure. Fue su J'accuse en defensa de la inocencia del capitán Alfred Dreyfus.

Y fue ése el tono de la emocionante lectura de lo que podría llamarse la carta abierta a los diputados del Congreso que brotó ayer de los labios de Pilar Manjón. Si las llamadas viudas de Jersey lograron imponer en Estados Unidos a un reticente presidente Bush la creación de una comisión de investigación independiente sobre los atentados del 11/S, la Asociación 11-M de Afectados por el Terrorismo ha elaborado un suscinto borrador que refleja algunas de las respuestas que deberán aportar las conclusiones de la Comisión del 11-M. También es un borrador sobre los posibles fallos por las cuales pudo consumarse la masacre.

"Algo hicimos mal, alguien se equivocó, algunas personas debieron cometer graves errores para que los malditos pudieran preparar y llevar a cabo tamaña asesina tropelía", señala.

Entre las causas, advierte: "Nada nos va a devolver a nuestros seres queridos, ni restañará las heridas de los que todavía convalecen, pero no sería justo dejar de reconocer que algunos elementos del engranaje que debería haber previsto el peligro fallaron estrepitosamente, y así ha quedado demostrado". Esta frase evoca conclusiones parecidas a las extraídas del 11/S. "¿Qué fue lo que ocurrió antes del 11-M para que esta barbaridad llegara a perpetrarse? Tramas de tráfico de explosivos que no se investigan, informes que avisaban de lo inminente de la amenaza terrorista, falta de medios para investigar a presuntos terroristas", señala el documento. "Faltan policías, faltan traductores, falta presupuesto, en definitiva, falta voluntad política para prever lo que se nos venía encima después de pasar a convertirnos en objetivo terrorista". Como dijo el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, la guerra de Irak subió el grado de la amenaza, algo que los informes de inteligencia españoles pusieron de relieve "sin complejos".

"¿Quiénes van a ser aquellos que de una vez por todas asuman las terribles irresponsabilidades, vengan de donde vengan, que nos han llevado a sufrir este brutal atentado?", se pregunta el documento. "Señorías, si quedan responsabilidad por depurar, estas corresponden fundamentalmente a quienes detentaban el poder en aquel momento. Y ésta es una obviedad irrefutable".

Ayer, los dos grandes partidos, PSOE y PP enviaron a sus portavoces parlamentarios. Pero no fue Eduardo Zaplana quien habló por el PP, sino la comisionada Alicia Castro; por los socialistas lo hizo Alfredo Pérez Rubalcaba.

Manjón recordó, en el texto de la Asociación, que simpatizantes del PP les espetaron frente al Congreso, con ocasión de la comparecencia de José María Aznar: "Meteos a vuestros muertos por el culo". Ayer la portavoz Castro tuvo la oportunidad de aclarar que su partido desautorizaba tamaño insulto. Pero no lo hizo. "No esperaba una disculpa, no. Pero en todo caso, el PP perdió la oportunidad de aclararse", dijo Manjón a preguntas de éste cronista.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 16 de diciembre de 2004