ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

jueves, 26 de febrero de 2004

España ayuda a Colombia a luchar contra la guerrilla con tanques, obuses y aviones

La operación, por unos 6 millones de dólares, incluye 40 carros, 20 cañones y dos aeronaves

"Todo lo que el presidente Uribe nos pida, con mucho gusto lo haremos". El jefe del Ejecutivo español, José María Aznar, ratificó el pasado fin de semana, durante su visita a Cartagena de Indias (Colombia), su pleno respaldo a la lucha del Gobierno colombiano contra las guerrillas de las FARC y el ELN. "La política del presidente [Álvaro] Uribe es acertada porque hay que plantar cara al terrorismo", ratificó Aznar. Este apoyo se concreta en la transferencia de unos 40 carros de combate AMX-30, 20 obuses de artillería y dos aviones de transporte C-212 medicalizados.

España se convertirá, tras EE UU, en el segundo país que presta ayuda militar a Colombia en su lucha contra el llamado narcoterrorismo. Una lucha que reviste caracteres de guerra civil, como demuestra la muerte, ayer mismo, de ocho militares en el intento de las FARC (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia) por tomar la ciudad de Santa María, a 350 kilómetros de Bogotá.

En consecuencia, la ayuda, revelada por el semanario colombiano Cambio, no es policial sino militar. España venderá entre 33 y 46 carros de combate AMX-30EM2 y 20 obuses de calibre 155/23, tras su puesta a punto, por algo más de seis millones de dólares.

La transferencia de los tanques requiere el visto bueno de Francia, ya que el AMX-30 es un carro de origen francés de los años setenta, aunque fue modernizado por Santa Bárbara a partir de 1989. El Ejército español planea darlos de baja para sustituirlos por el vehículo de combate italiano Centauro. También está previsto sustituir los obuses de 155/23, fabricados en EE UU, por el nuevo 155/52 de Santa Bárbara.

El apoyo militar español se completa con la donación de dos aviones C-212 medicalizados, que se sumarán a los cinco aparatos de la empresa española CASA con que ya cuenta la Fuerza Aérea colombiana, y a la formación de oficiales en cursos de desminado en la academia del Ejército español en Hoyo de Manzanares (Madrid).

La operación ha generado polémica en Colombia. El congresista Jimmy Camarro, miembro de la Comisión de Exteriores, anunció ayer que pedirá la comparecencia del ministro de Defensa, Jorge Uribe, para que dé explicaciones, informa Efe.

El propio Uribe salió al paso de las advertencias sobre una posible carrera armamentista con la vecina Venezuela asegurando que la compra no responde "a ninguna motivación de defensa internacional", sino a la necesidad de "fortalecer" la "capacidad de enfrentar el terrorismo".

Aunque el ex ministro venezolano Fernando Ochoa advirtió de la posible ruptura del "equilibrio estratégico" en la región, el actual jefe de la diplomacia de Caracas, Jesús Pérez, quitó hierro al asunto. "Nosotros no lo estamos viendo como un viso de conflicto. Es una compra normal", declaró.

Carros de combate del Ejército español en un desfile. / MARISA FLÓREZ

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana