Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
ELECCIONES EN CATALUÑA

Rodríguez Ibarra llama a los nacidos fuera de Cataluña a votar para ser "catalanes de primera"

El presidente extremeño se muestra un firme defensor de la "España plural"

El presidente de la Junta de Extremadura, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, arropó ayer a Pasqual Maragall en la campaña catalana y pidió la movilización de todos los ciudadanos nacidos fuera de Cataluña para ejercer realmente de "catalanes de primera". Rodríguez Ibarra, uno de los dirigentes del PSOE más estigmatizados por el nacionalismo catalán, se mostró como un apasionado defensor de la "España plural" y pidió el voto para Maragall.

La participación de Juan Carlos Rodríguez Ibarra es insólita en unas elecciones catalanas y una consecuencia directa de la reciente cumbre socialista en Santillana del Mar para definir el modelo de Estado de los socialistas. En el pasado, Rodríguez Ibarra representaba la sensibilidad más jacobina del PSOE y, por tanto, la más alejada del federalismo del Partit dels Socialistes (PSC), pero ahora se han acercado tanto las posiciones que Pasqual Maragall suele citar al presidente extremeño en sus discursos cuando reclama la reforma de la Constitución.

El acto de ayer en Cornellà de Llobregat (Bix Llobregat) fue el más multitudinario de la campaña del PSC, y las 2.500 personas que abarrotaban el polideportivo de Sant Ildefons interrumpieron reiteradamente con sus aplausos al presidente extremeño, más incluso que a Maragall. Rodríguez Ibarra admitió que ahora comprende mejor que hace unos años la diversidad de España, y subrayó que en los años setenta Cataluña era un referente para todos los pueblos de España -él mismo dijo haber salido a la calle reclamando libertad, amnistía y Estatuto de autonomía-, pero que ahora, tras 23 años de gobierno conservador, "no es ejemplo para nada". "Cataluña, con la derecha se ha empequeñecido", clamó.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 8 de noviembre de 2003