ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

viernes, 5 de julio de 2002
LA SITUACIÓN EN EL PAÍS VASCO

El 'lehendakari' no acudió a la llamada socialista en apoyo de sus concejales

PP, PNV y EA sólo estuvieron representados por cargos de Guipúzcoa

Entre 2.000 y 3.000 personas secundaron ayer la llamada de los socialistas vascos para concentrarse en los jardines de Alderdi-Eder, en San Sebastián, en apoyo de los cargos públicos amenazados. La iniciativa del PSE-EE obtuvo, sin embargo, una respuesta de representación política mucho más cicatera. No asistió el lehendakari, Juan José Ibarretxe, y la representación del PNV, EA y PP se limitó a los cargos institucionales de Guipúzcoa.

Patxi López, secretario general de los socialistas vascos, había pedido a Ibarretxe expresamente que se movilizara contra la agresión y las amenazas recibidas por la alcaldesa de Lasarte, Ana Urchueguía, y el concejal de Andoain, José Luis Vela, pero el lehendakari no estuvo ayer en San Sebastián a las ocho de la tarde. En su agenda tenía previsto asistir esa tarde a un homenaje a refugiados de posguerra en la localidad vasco francesa de Bidart, a media hora de la capital guipuzcoana.

La convocatoria, decidida unilateralmente y de forma apresurada por la ejecutiva de los socialistas vascos, al entender que las amenazas contra sus cargos públicos no habían tenido un tratamiento suficiente y adecuado desde las instituciones, mereció una respuesta política de perfil bajo. La representación de las ejecutivas nacionales del PNV, EA o el PP se limitó a la asistencia de un representante de Guipúzcoa: Markel Olano, del PNV; Iñaki Galdos, de EA, y el senador Gonzalo Quiroga, del PP, así como a sus cargos electos de este territorio. En el caso de los partidos nacionalistas, su representación ofrecía un claro contraste en comparación a la que enviaron, al más alto nivel, a las calles de Bilbao el 15 de junio, junto a los dirigentes de la izquierda radical para protestar por la Ley de Partidos.

La concentración transcurrió en silencio y con tranquilidad, sin que la sombra de los radicales siempre temida -se cumplía entonces el plazo de 24 horas del juez Garzón- asomara por ningún lado. Una enorme pancarta con el lema 'Askatasuna-Libertad' estuvo sostenida por una amplia representación de socialistas vascos. Jesús Eguiguren, Patxi López, Rodolfo Ares, Carlos Totorika, asi como Jesús Caldera y Adolfo Pérez Rubalcaba llegados de Madrid expresamente, arroparon a Ana Urchueguía. José Luis Vela, estuvo ausente por encontrarse fuera de Euskadi.

Las instituciones estuvieron representadas por el consejero de Interior, Javier Balza; el diputado general, Román Sudupe; el presidente de la Asociación de Municipios Vascos (Eudel), Karmelo Sainz de la Maza; el presidente de Confebask, Román Knor; el parlamentario de IU, Antton Karrera; el secretario general de UGT, Damaso Casado, y la directora del Servicio de Atención a Víctimas del Terrorismo, Maixabel Lasa.

La concentración fue silenciosa y muchos de los asistentes portaban carteles con lemas como 'ETA, No', 'No a la violencia, ni al chantaje, ni a la persecución'. Patxi López invitó a los nacionalistas a que se conviertan una temporada en socialistas vascos 'para que compartan nuestra suerte'.

Jesús Caldera saluda a la alcaldesa de Lasarte, Ana Urchueguía. / JESÚS URIARTE

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana