ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

miércoles, 29 de mayo de 2002

'Ni corruptelas, ni personalismos, ni capillitas'

La crisis desencadenada por el caso Pallerols [presunta financiación ilegal de Unió con fondos de la Unión Europea para la formación de parados que gestionaba el Departamento de Trabajo] ha hecho mella en el partido hasta el punto de que la dirección propondrá al congreso la aprobación de un código ético de conducta para la militancia. Casualmente, este decálogo ha sido redactado por el ex consejero de Trabajo de la Generalitat Ignasi Farreres, quien tuvo que dimitir de sus cargos en el partido a raíz de este escándalo.

El decálogo, titulado Criterios para la gente que hace política en Unió, consta de seis puntos -todavía susceptibles de cambios en su trámite de enmiendas- sobre cómo debe comportarse la militancia democristiana

El último punto, que se refiere indirectamente al caso Pallerols, reza: 'No es compatible militar en Unió Democràtica y actuar políticamente insultando a alguien de otro partido, y todavía menos del propio partido. Tampoco pueden aceptarse corruptelas, ni personalismos, ni capillitas, etcétera. El diálogo político, democrático y participativo, serio y civilizado, tiene que prevalecer por encima de todo'. O sea, que a partir de ahora los militantes de Unió no podrán proferir insultos a sus adversarios o a sus compañeros de formación ni tampoco rendir un desmedido culto a ninguno de sus dirigentes. La dirección de Unió no aclaró ayer si el incumplimiento de este código acarreará medidas disciplinarias.

El militante de Unió deberá asimismo ser reconocido públicamente por su comportamiento, como corresponde a su afiliación a un partido democristiano: 'Las personas afiliadas a Unió deberán cumplir los deberes inspirados por el humanismo cristiano y por la solidaridad social'. De este modo, se anima a participar activamente en la vida ciudadana, en entidades cívicas y en organizaciones no gubernamentales.

Los cargos públicos tampoco podrán excederse en sus gastos de representación y deberán llevar esta responsabilidad como una carga: 'Los cargos públicos deben diferenciarse por su honestidad y por su austeridad en los gastos oficiales, para aceptar el ejercicio de sus cargos como verdaderas cargas al servicio de la comunidad'.

El resto de preceptos obliga a los militantes a utilizar principalmente el catalán en sus relaciones personales -idioma que 'hace latir el corazón de todo un pueblo'-, a defender el carácter plurinacional de España y a promover la 'vocación federalista' de la Unión Europea.

En esta ponencia, titulada Cohesión social, garantía de un futuro más justo, Unió Democràtica aborda el asunto de la inmigración, en el que se defiende el mantenimiento de cupos y que todos los inmigrantes lleguen 'por vías legales'. Respecto a la repatriación de los ilegales, el partido democristiano aboga por que se dé prioridad a los que 'delincan y los que tengan comportamientos antisociales'.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana